26

Gran Canaria Maratón, una prueba con luces y sombras




(Publicado en el diario La Provincia, 26/01/2015)

Ha finalizado hoy una nueva edición de la Gran Canaria Maratón. Este año se presentaba especial para el corredor, se habían generado muchas expectativas los meses anteriores y esto había generado excitación entre el corredor popular en el día más importante en el calendario atlético de nuestra ciudad. El anuncio por parte del Cabildo del presupuesto de la carrera de 900.000€ también había generado altas expectativas sobre lo que pudiera hacerse para el corredor con ese dinero.


Básicamente, se esperaba  “la mejor edición de la historia” y en mi opinión eso ha estado lejos de conseguirse. Sigo pensando que le falta alma a la carrera. No existe un posicionamiento e identidad que haga a la Gran Canaria Maratón ser diferente de otras carreras nacionales. “¿Qué hago mejor que mi competencia?” es una pregunta que a pesar de transcurrir seis ediciones, aún no hemos sabido o podido contestar. 


El presupuesto destinado este año a la carrera es una auténtica barbaridad. Para utilizar ejemplos cercanos, el presupuesto de la Maratón de Sevilla en 2014 con 9.000 maratonianos, todos de 42K, fue de 350.000€. Bilbao Night Marathon reunió 10.000 corredores el año pasado con un presupuesto de 300.000€. La Behobia-San Sebastian, considerada por muchos la mejor carrera de España, y ganada este año pasado por nuestro magnífico olímpico canario José Carlos Hernández, maneja un presupuesto similar al de Gran Canaria Maratón, pero atrae a 30.000 corredores. 


El presupuesto de la Gran Canaria Maratón nos sitúa entre las maratones más ricas de España, sólo por detrás de Madrid, Barcelona y Valencia, pero el retorno de esos 900.000€ es en mi opinión insatisfactorio. Con los datos objetivos en la mano, hoy han cruzado el arco de meta de la Gran Canaria Maratón 6.163 corredores (2.830 en 10K, 2.576 en 21K y 757 en 42K), un 19% menos de los 7.580 inscritos que anunciaban todos los medios. Este 19% es una tasa altísima de no presentados (NS) o no finalizadores (DNF), y requeriría un profundo análisis por parte de la Organización sobre los motivos. Si el objetivo de la Organización era que corrieran 8.500 corredores esta mañana en Las Palmas de Gran Canaria, 6.133 está lejos de esa cifra como para ser considerado un éxito de participación. 


El éxito de un gran evento como nuestra maratón viene determinado por tres aspectos fundamentales: participación, apoyo popular y aspectos organizativos. En cuanto a la participación, 6.163 corredores parece una cifra pobre como retorno de la promoción en media Europa este año, especialmente cuando consideramos la cifra de sólo 757 corredores en la distancia reina 42K. La carrera popular de 10K y la Media maratón no necesitan promoción europea y son fácilmente completadas por el corredor local. 


El aliento del público que tanto necesita el corredor en los momentos más duros no ha estado presente en Las Palmas de Gran Canaria esta mañana. Quien haya corrido hoy o quien haya visto la prueba por televisión se habrá dado cuenta que las calles de la ciudad estaban vacías. Personalmente he corrido todas las ediciones y este año es el que menos público he notado en las calles, teniendo la sensación de estar corriendo por parajes solitarios salvo los últimos 200 metros de la llegada ocupada por familiares de corredores. No es una imagen agradable especialmente para el corredor foráneo. El día frío no ha ayudado, la hora tampoco, especialmente en el 10K celebrándose un domingo a las 8.20 de la mañana pero ejemplos de éxito de apoyo popular tenemos en nuestra propia ciudad con carreras nocturnas a horas más festivas. 


Traer a grandes figuras mundiales para promocionar la carrera nos retrotrae al Marketing que se hacía en los años 80. El corredor popular no viaja a maratones por el hecho de hayan tenido a un padrino conocido, esto es un hecho. En la era digital se escucha lo que se dice en redes sociales, se lee crónicas y se accede muy fácilmente a información. El corredor popular quiere escuchar lo que opinan otros corredores populares. Una crónica de otro corredor siempre tendrá más credibilidad que una nota de prensa de cualquier Organización.  Ese aspecto no está mimado por nuestra carrera que prefiere invertir en grandes figuras como Gebreselassie o Radcliffe que tienen  casi únicamente repercusión local. De hecho, es imposible encontrar un solo medio internacional que se haga eco de la visita de Radcliffe a Gran Canaria más que un par de periódicos para turistas editados en Gran Canaria. Si los ingleses no lo leen en sus medios diarios, es imposible que la visita de Paula Radcliffe tenga repercusión y atraiga turismo. 


Hoy en día el Running popular y el Atletismo son deportes diferentes. No se puede organizar un meeting de Atletismo desde un punto de vista del corredor popular, igual que no se puede organizar una gran carrera como nuestra maratón desde el único punto de vista del Atletismo. Y mi lectura es que seguimos haciendo esto último, donde mimamos los aspectos atléticos de la carrera que han funcionado correctamente, y descuidamos el sentir del corredor popular, el que sólo pretende superarse a sí mismo, pasarlo bien y recibir valor por el precio de la inscripción. 


Desde un punto de vista organizativo, esta mañana en lo puramente atlético toda ha funcionado correctamente. El nuevo circuito de la Gran Canaria Maratón es más atractivo y los corredores hemos disfrutado más. Sin embargo, considero que llevar la salida y la meta al Auditorio ha sido un error para el corredor. Aunque pueda tener un componente de mejora estética, la salida y llegada han empeorado respecto a la situación de la calle Venegas. El corredor necesita que la carrera se abra rápidamente y coger cada uno su ritmo. La estrechez de la salida y el giro hacia la calle Castillejos en apenas 200 metros impiden que esto ocurra hasta casi llegado Mesa y López. Asimismo, el arco de llegada situado colindante a un edificio de Guanarteme resta majestuosidad al momento de la llegada, el momento clave de la carrera donde todo el esfuerzo de meses de entrenamiento se concentra. No hay mejor sensación que terminar en un espacio abierto y amplio con el apoyo el público.


Mención especial necesitaría el plan de movilidad ideado para la carrera. Llevar la salida de la Maratón a un extremo de la ciudad hace que haya que hilar muy fino en el plan de movilidad, la carrera no es sólo correr. Miles de corredores llegan a la salida en el espacio de dos horas. Hasta cuatro días antes ni Guaguas Municipales ni Policía Local sabían nada. La web de la carrera no informaba del plan de movilidad, había información contradictoria sobre la hora de apertura del parking del CC Las Arenas. Cuando uno se inscribe en una maratón internacional, espera tener información sobre cómo llegar a la salida de la carrera, esto aquí no ha ocurrido. Me cuentan escenas de gente compartiendo taxis con desconocidos para llegar a tiempo esta mañana porque las guaguas no pasaban con la frecuencia esperada, gente corriendo para llegar a tiempo al 10K, corredores extranjeros despistados porque la web no indicaba nada, etc. En general mucho caos provocado por el cambio de localización de la salida y la falta de previsión.


Hay varios detalles organizativos menores que aún necesitan mejorar. Botellas con tapón en avituallamientos cuando están prohibidas en medio planeta por el riesgo de pisarlas cerradas y lesionarse, voluntarios en avituallamientos detrás de las mesas y no delante para facilitar la recogida de botellas de los corredores, ausencia de vestuarios para ponerse ropa seca tras la carrera (los corredores se cambiaban en las esquinas de la sala San Borondón donde podían), las colas del avituallamiento final en la plaza de la Música, etc. 

La labor de los voluntarios siempre impagable. El esfuerzo del corredor engrandece esta carrera, caras de satisfacción, de retos conseguidos. Debemos continuar creciendo, Las Palmas de Gran Canaria necesita una gran maratón. Mejoramos en algunos aspectos como el recorrido y en otros empeoramos. La “mejor edición de la historia” aún está por llegar, este no ha sido el año. Necesitamos el apoyo de todos y sobre todo mayor empatía hacia el corredor popular, pensar como él lo hace. Es el apoyo popular y no el talonario el que puede llevar al siguiente nivel a nuestra Gran Canaria Maratón. Como decía Juan Ignacio Zoido, alcalde de Sevilla, sobre su maratón “con trabajo, ilusión, imaginación y cuidando el dinero público”.      

14

ParkRun


Cada vez me siento más alejado del excesivo mercantilismo del Running. Mientras la burbuja crece, yo cada vez me salgo más de la misma, supongo que la experiencia me lleva por ese camino. Precios de inscripciones disparatados, carreras absurdas de zombies, colores y disfraces, corredores que pagan precios astronómicos por el último gadget, las últimas zapatillas, etc. Nos hemos convertido en un mercado nicho para las casas comerciales, un mercado que crece a los dos dígitos cada año.

Por este motivo cada vez me acerco más a iniciativas como los Hash House Harriers (de los que he hablado más de una vez), las quedadas con amigos para correr o el ParkRun.

En 2004 13 amigos en un parque de Inglaterra llegaron a la misma conclusión que llegamos muchos. Correr es algo simple y natural, no es necesario pagar precios astronómicos cada fin de semana, recoger dorsal y bolsa, etc. Se puede organizar una carrera de forma sencilla, manteniendo el espíritu del correr de toda la vida. Estos 13 amigos que corrían habitualmente en su parque decidieron entonces crear el ParkRun.



Organizaron un 5K sencillo en su parque y su vision era crear una comunidad de carreras de 5K alrededor del mundo. Hoy ParkRun es una serie de carreras de 5K espontáneas que se realizan cada fin de semana alrededor del mundo. Simplemente se va y se corre, con muy poca parafernalia. Está abierto a todos, desde el olímpico al corredor recreacional. Un grupo de voluntarios sube las marcas a la web y se establece un ranking global. Todo gratis.
 


La iniciativa ParkRun ha crecido exponencialmente. De ser sólo 13 corredores en 2004, hoy hay más de 800.000 parkrunners registrados. Cada parkrunner tiene un código de barras personal que lo identifica. Se celebran este tipo de carreras de 5K espontáneas en multitud de paises, en Reino Unido, Rusia, Australia, Irlanda, Nueva Zelanda, Estados Unidos, etc. En un fin de semana normal pueden correr más de 100.000 personas.

Existe también un spin-off en algunos sitios, el junior parkrun para niños hasta 14 años donde corren 2 kms.  

 

El 5K es una distancia que nunca corro, sería interesante ponerse a prueba de vez en cuando. Si hubiera cierto consenso, me encantaría tener en mi parque una iniciativa como esta, aunque fuera cada 15 días. Se va de forma espontánea, se corre un 5K y se respira Running del bueno, del natural, sin mercantilismo innecesario, uniendo lazos entre la comunidad local. En España aún no ha llegado el fenómeno. Sería magnífico un Las Palmas ParkRun. Tan fácil como pedir registro en la página web de ParkRun y luego mantener el espíritu. 

Al final del día, correr es algo sencillo y natural. La mitad de las cosas que nos ofrecen las grandes carreras nos sobran. Larga vida al ParkRun!

 

16

El plan Caganer, semana 4 en revisión


Termina el primer mes de entrenamiento y lo hace con la primera sobrecarga. Lo cierto es que hasta el momento todo iba bien, asimilaba los kilómetros sin mayor problema y preparaba el cuerpo para las semanas más exigentes. Pero he terminado la semana con una contractura, al menos parece sólo eso, a un lado del coxis. Es un dolor que me impide agacharme en condiciones y que ha sido doloroso al sentarme. Y como para correr no hay ni que agacharse ni sentarse, pues he podido completar la semana. Veamos como fue:

Despues de descansar el lunes, el martes empecé la semana como un campeón con un 8x1000. Este entrenamiento es de los más duros para mi gusto, es difícil que me salga bien. Es muy de cabeza. La falta de costumbre de hacer miles me llevó a hacer las primeras series más rápido de lo que debería (sobre 4:02 min/km) y lo pagué terminando las últimas a 4:08 min/km aproximadamente.

Al día siguiente hice un rodaje EASY de trece kilómetros. Me noté cansado, quizás porque salí muy tarde, sobre las 9:30 de la noche. Y el Jueves, en el tercer día seguido de entrenamiento, decidí hacer un poco de fuerza subiendo a 7 Palmas y haciendo un rodaje de 17 kilómetros con cuestas. No noté nada extraño, pero al día siguiente tenía molestias y sentía un punto de dolor en el lado izquierdo del coxis. Probablemente los tres días seguidos siendo el tercero de cuestas me obligaron a tirar mucho de ahí y me generó una sobrecarga. Ibuprofeno y a cruzar los dedos para que no fuera nada.

El sábado no las tenía todas conmigo. No sabía si iba a poder correr. Seguía con el dolor. Pero curiosamente, al comenzar a correr el dolor se hacía invisible. Correr en llano no me generaba molestias importantes, así que pude hacer 15 kilómetros cochineros. Al volver si estaba dolorido y lo estuve toda la tarde.

Había completado cuatro entrenos de los cinco semanales. Era domingo por la mañana y tenía un exprime-limón. El día anterior había podido correr, así que ¿por qué no intentarlo? Salí y volvió a ocurrir lo del día anterior. Las molestias desaparecían al correr en llano, así que completé mis 24 kilómetros al estilo exprime-limón.

Finalmente cumplí con todo lo que tocaba. Espero que el dolor sea efectivamente contractura y en unos días haya desaparecido completamente. La semana quedó así:

Martes (Q2): 3K + 8x1000 + 3K
Miércoles: 13K
Jueves: 17K rodaje en cuestas
Sábado: 15K
Domingo (Q1): 3K + 2x2000 + 12K + 1x3000 + 2K

Total kilómetros de la semana: 83

Esta próxima semana voy a descargar un poco para recuperarme bien, asimilar el primer mesociclo y participar en la Gran Canaria Media Maratón el Domingo. Quitaré un día de entrenamiento.

9

Los números de Gran Canaria Maratón 2015


Se acaba de cerrar el plazo de inscripciones para la Gran Canaria Maratón 2015 que se celebrará el domingo 25 de Enero. Ya tenemos cifras de inscritos en una edición que a priori iba a ser la mejor de la historia según hemos leido en los últimos meses.

La percepción de éxito o fracaso de cualquier singladura tiene que ver con las expectativas. Todo lo que mejore tus expectativas siempre es visto como éxito y lo que no las mejore es fracaso. Así, si pides un café en un bar y te ponen una galletita extra que no esperabas, eso supera tus expectativas y se percibe como mejora. Si simplemente te ponen un café, pues es justo lo que esperabas, ni éxito ni fracaso. ¿Cuáles eran las expectativas de Gran Canaria Maratón para esta edición? Pues con la apertura de la oficina de carrera 10 meses antes, el gasto extraordinario en promoción internacional, el efecto Gebreselassie del año pasado y sobre todo la burbuja runner que se da en medio mundo, las expectativas estaban situadas en llenar los cupos que incluía el reglamento de la carrera. Esto es, 8.500 corredores (3.500 en 10K, 3.500 en Media Maratón y 1.500 en Maratón). En este link como ejemplo se habla de "como la propia organización ha anunciado el objetivo de este evento deportivo consiste en alcanzar 8.500 atletas".

El bombardeo de propaganda, fotos, etc. de este año ha sido de nivel casi bíblico. Los dos o tres medios afines llevan casi un año entero publicando semanalmente propaganda enmascarada bajo noticia, hasta de los detalles más insignificantes que no deberían ni de dejar el ámbito de la oficina de carrera.

Este año se trae a Paula Radcliffe a correr el 10K, la poseedora del récord del mundo de maratón al que nadie se le acerca en los últimos 10 años. El año pasado se trae a Gebreselassie. Sobra la pasta. Ya decíamos muchos el año pasado que traer padrinos así no sirve absolutamente para nada, es Marketing rancio, lo que se hacía hace 15-20 años. El mundo se mueve, las carreras atléticas han cambiado. Ahora nadie va a correr una maratón fuera porque Gebreselassie haya estado allí o porque se traigan 4-5 africanos a conseguir una buena marca. Este es el Marketing de hace 15 años. Hoy la gente accede a información en redes sociales, blogs, etc., el corredor quiere leer lo que piensa la gente normal. Al menos así lo he hecho yo siempre en mis 13 maratones.

Hemos estado haciendo promoción internacional, según se ha informado en artículos como este de Tinta Amarilla, en "ciudades de gran tradición atlética y potencial para las islas como Helsinki, Estocolmo, Oslo o Berlín". Y a través de los stands de AIMS en Bruselas, Munich, Amsterdam, Valencia (stand propio), Frankfurt, Nueva York, Atenas y Florencia. Algo extraordinario para una carrera pequeña como la nuestra que es la maratón número 13 de España. Sobra la pasta.

Visto esto, sería de suponer que las expectativas de Organizador y empresas colaboradoras fueran las de efectivamente cubrir esos 8.500 dorsales de forma más o menos sencilla. Más aún cuando uno ve la gran burbuja runner de alrededor donde la Sansilvestre grancanaria vende 7.300 dorsales, LPANightRun cierra cupos antes de tiempo, Transvulcania y Transgrancanaria lo venden todo, en Península Sevilla, Valencia, Málaga, Barcelona etc. aumentan inscritos exponencialmente.

El juego de cifras de última hora para justificar exceso de expectativas es fácil. Es muy sencillo confundir inscritos con finishers como hace hoy en este artículo Canarias7, asegurando que hay casi 300 corredores más de Maratón que el año pasado. Únicamente hay 113 inscritos más que el año pasado, pero casi 300 más que finishers, porque de los inscritos a finishers hay siempre un 15-20% de corredores que no se presentan a correr por lesiones, no haber entrenado, problemas varios, etc. El porcentaje de NS-DNF (No shows, Does not Finish) del año pasado como diferencia entre inscritos y los que terminan, fue de un 21%. Es decir, un 21% de los inscritos nunca se presentó a correr o bien se retiró en carrera. Pero veamos las cifras que da la web de la carrera al cierre de inscripciones.


 
Después de la maquinaria de promoción con Gebreselassie, Radcliffe, roadshows por medio mundo, etc. hay 1.130 corredores más inscritos que el año pasado. Pero si entramos en detalle, vemos que prácticamente la totalidad de este crecimiento está en el 10K formado principalmente por corredores locales. No hace falta promoción internacional para una carrera de 10K, ni para una Media Maratón. El que viene de fuera viene llamado por los 42K. Este año el único cupo que se ha cerrado es el del 10K. El año pasado se quedó mucha gente fuera porque el cupo era de 1.000 corredores menos. Este año han subido el cupo de dorsales de 10K y se han vendido. Aquí están los corredores que llevan menos tiempo corriendo. El perfil de corredor local recreacional que corre para divertirse está centrado aquí. A este no le hace falta Paula Radcliffe para hacer el 10K.

Es curioso que prácticamente hay los mismos corredores de 10K que de Media y Maratón juntos. Como decía alguien en las RRSS "la GC Maratón debería de llamarse la GC10K donde un grupillo de valientes corre la Maratón". Al menos es lo que parece. Si no se hubiera limitado el número de dorsales a 3.500 todavía esta diferencia hubiera sido más visible.

¿Qué ocurre en Maratón? Pues 113 corredores más que el año pasado. No se llega ni al 60% del objetivo de 1.500. Seguiremos sin estar siquiera en el top ten español de maratones y la segunda vuelta volverá a ser un reguero de almas en pena con la poca animación que dan 800 corredores repartidos en 42 kilómetros. Habrá más voluntarios que corredores en la segunda vuelta (Organización habla de 800 voluntarios).

¿Y en Media Maratón? Aquí tampoco se terminan los dorsales. 104 corredores más que el año pasado, un 3% de crecimiento.

En líneas generales, hay un crecimiento de 1.130 corredores en la edición de 2015 que está centrado en el 10K principalmente, provocado por el sector local recién llegado al Running en una gran mayoría. En Maratón y Media Maratón el crecimiento es casi imperceptible. 

Después de los esfuerzos económicos de Marketing de este año, ¿crecer en 104 corredores de Media maratón y 113 en Maratón puede ser considerado como un éxito? ¿Vender los mismos dorsales que la San Silvestre de Las Palmas en un mes puede ser un éxito? Cada uno lo verá como quiera verlo, yo volveré a acudir a las expectativas para analizar si es éxito o no lo es.

ACTUALIZACIÓN: Después de terminar esta entrada se ha hecho público el presupuesto de Gran Canaria Maratón que es de 900.000€. Me he quedado totalmente asombrado al escuchar esta cifra. Esto significa que estamos sólo detrás de las majors españolas Madrid, Barcelona y Valencia y por delante incluso de Sevilla. La carrera destina 120€ a cada corredor inscrito independientemente de la distancia. Estas cifras abruman. La pregunta ahora es ¿y qué se hace con 900.000€ cuando el éxito internacional y promoción es tan limitado?
  

8

El plan caganer, semana 3 en revisión

Semana tres del plan de 12 semanas para la Marató de Barcelona. Continuamos sumando kilómetros en este primer tercio de pura acumulación. No echo de menos el gimnasio y lo he sustituido por un rodaje de cuestas que me hace trabajar las piernas de forma específica.

Esta semana ha sido una de esas donde tienes los días de entrenamiento fijos en el calendario sin margen para imprevistos. Un concierto y el lunes de descanso obligado me fijaron los días de entrenamiento. Al final salió todo según lo previsto, pero hubo que hacer algún ajustillo en hora de salida.

Estas navidades he salido a correr el 25 de Diciembre y el 1 de Enero, así que no podía dejar de salir el día de Reyes para completar la tríada festiva. Los Reyes me trajeron calidad en forma de 4000-3000-2000-1000 que hice por la mañana temprano en la Avenida Marítima. Martes y ya había completado la Q2 de la semana. Los ritmos fueron de umbral, de series largas maratonianas. Entrenar al ritmo adecuado, no al máximo posible, esa es la clave.

El miércoles 14 kilometrillos y el Jueves descansé. Por la noche fui a ver a Link Floyd, grupo de versiones de Pink Floyd, con los supercracks y también blogueros locales José Lobillo y Aarón. Lo de tener un blog une, aunque lo que son los ritmos de carrera no nos une demasiado.

Y quedaban viernes, sábado y domingo donde tenía que entrenar los tres días. El viernes me vi obligado a salir antes, aún con la digestión a medio hacer. Cochinero de trabajo general aeróbico y a casa. 

Sólo 12 horas después volví a salir para hacer un poco de trabajo de fuerza en carrera. Subí a 7 Palmas en lo que yo llamo mi "rodaje papal" (por lo del parque Juan Pablo II) y 17 kilómetros después estaba de vuelta. A pesar de tener sólo 12 horas de descanso no noté disminución en el rendimiento. Esto me gusta.

Y el tercer día seguido, el domingo, tocaba la Q1, la tirada larga. Salí a hacer 26 kilómetros pero tuve que abortar en el km 24 por problemas de estómago. No noté el cansancio de los tres días seguidos, algo que también me gusta. 

La semana quedó así:


  • Martes (Q2): 3K +1x4000 + 1K + 1x3000 + 1K + 1x2000 + 1K + 1x1000 + 2K
  • Miércoles: 14K
  • Viernes: 12K
  • Sábado: 17K con cuestas
  • Domingo(Q1): 24K
Total kilómetros de la semana: 85

La próxima semana volvemos a cargar y la siguiente descargaré un día para llegar algo más fresco a la Media maratón de Gran Canaria. Esto es un sinvivir!

12

El plan caganer, semana 2 en revisión


Esta semana 2 del plan ha venido cargada de kilómetros. Han salido solos, sin demasiada presión. El efecto de entrenar estando de vacaciones es mágico. Cuando trabajo tengo que estar contínuamente haciendo malabarismos para encajar los días de entrenamiento, pero estando de vacaciones todo cambia. Te levantas temprano, cumples con tu entreno y luego tienes todo el día. Todo es más fácil.

El lunes descansé y el martes tocó el primer día exigente de la semana, el Q2. Esta vez tocó un 5x1000 seguido de un 6x400 a mayor velocidad y con mayor recuperación. En las series de 400 el beneficio no es tanto cardiovascular sino de potencia. Los 400 metros no dan para que tu corazón esté mucho tiempo a alto de pulsaciones, pero sí que tus músculos y tendones se esfuercen desde el primer segundo. Por lo tanto, no es tan importante tener poca recuperación en las series cortas, da lo mismo. Lo importante es que las hagas fuerte y con buena técnica.

Miércoles 14 kilómetros y el Jueves aproveché para hacer una tirada media de 18 kilómetros. Voy a intentar meter cada semana un rodaje medio de esta distancia aproximada, sin ser tirada larga sí aumenta bastante la acumulación de kilómetros. Y así, en tres días seguidos ya llevaba 48 kilómetros sin atisbo de cansacio extremo.

El fin de semana adelanté la tirada larga al sábado porque iba a salir esa noche. De nuevo un exprime-limón, 24 kilómetros con un 3000 por delante y por detrás para exprimirte todo lo que llevas dentro. Los tresmiles costaron un poco porque este fin de semana ha hecho mucho viento, pero el segundo sólo estuvo un par de segundos por kilómetro por encima, lo cual está bien.

Y ayer domingo los últimos 12K cochineros para recuperar de la salida nocturna y del exprime-limón del día anterior. Me veo asimilando bien la carga, sin dolores y sin agotamiento. Continuamos sumando, quedan 10 semanas por delante. Esta semana 2 ha quedado así:

  • Martes (Q2): 3K + 5x1000 + 6x400 +3K
  • Miércoles: 14K
  • Jueves: 18K
  • Sábado(Q1): 3K + 1x3000 + 12K + 1x3000 + 3K
  • Domingo: 14K 
Total kilómetros de la semana: 84

8

A caballo regalado...


Dentro del plan para Barcelona Marató no tenía previsto correr ninguna carrera. Me iba a dedicar a entrenar como un monje, jugándomelo todo a un único objetivo. Pero ví anunciado un sorteo para la Gran Canaria Maratón a través de uno de sus patrocinadores y me apunté. Lo sé, ahora toca decir eso de que "a mí nunca me toca nada", pero me tocó. Me podía haber tocado la lotería o una Primitiva, pero me tocó un dorsal para la Gran Canaria Maratón.

He corrido los 42K de las cinco primeras ediciones, pero este año tenia claro que no la corría. Es una carrera que desgasta mucho, demasiada soledad y altas temperaturas como para disfrutarla. Además, lo que se promociona como un éxito "correr en Enero" para mí es una desventaja ya que te hipoteca una de las maratones de las grandes temporadas de maratón en Europa, Otoño y Primavera. Tenemos un par de balas al año como para gastarlas en una carrera que te consume tanto, así que la opción fue Barcelona para Primavera 2015.

Pero a caballo regalado no le iba a decir que no. El patrocinador daba la opción de elegir cualquiera de las distancias de la carrera, 10K, 21K o 42K. A pesar de que se llama "maratón" el número de inscritos en 10K es tanto como la Media y la Maratón juntos. Los corredores de maratón son muy residuales a pesar de dar nombre a la carrera.

Poco tiempo para responder y tres opciones. La carrera cae en la semana 5 del plan, aún fuera de forma y a siete semanas de Barcelona. A priori vi cuatro opciones:

a) 10K. Corro esta distancia a tope que hace mucho que no la corro. Como contra, puede ser dañina muscularmente si compito cargado por las semanas de 80-90 kilómetros.

b) Media Maratón. Puede ser un buen test para saber como llevo los entrenos y el posible ritmo de maratón. Lo negativo es que nunca puede ser un objetico en sí mismo ya que llegaré muy cargado de kilómetros en fase de construcción.

c) Maratón y me salgo en el km 27 justo al paso por casa. Esta no es mala opción, hago una buena tirada larga a ritmo de maratón con público. Es un entrenamiento magnífico, pero realmente lo puedo hacer cualquier domingo solo.

d) Maratón completa y que le den por saco a todo. Estuve tentado a hacerlo. Si no hubiera tenido Barcelona tan cerca me hubiera lanzado aunque con poco entrenamiento.

Al final, y sin crear precedentes, elegí la opción b. Correré la Media Maratón a lo que tenga en las piernas ese día. Será un buen entreno y me dirá como voy, aún a falta de 7 semanas para completar el plan. Hice caso a la señorita Prudencia Wells por esta vez. Nos veremos en la Media de Gran Canaria Maratón!