Todo está en la mente


Aunque varío bastante, paso muchos días de entrenamiento dando vueltas a un circuito de 1K en un parque cercano. El otro día, comentándolo con un amigo, me responde: "Sí, es aburrido, pero te endurece el coco". Cuánta razón. Seguramente muchos conocen la "anécdota" sobre la preparación de Martín Fiz para Atenas, donde se entrenaba al solajero en pleno verano en Mallorca dando vueltas en un polígono industrial, y muchos días con la única ayuda de un sobrino que le daba agua y le espantaba a los perros. Así se preparó para el calor que se iba a encontrar, y mucho más importante, endureció su mente.

Todos hemos oido la importancia de entrenar la mente para la carrera de fondo. Acabo de leer un interesante artículo sobre dos nuevos estudios de universidades inglesas sobre el papel de la mente en los resultados de carrera.

Se ha dado siempre por los científicos una importancia capital a la fisiología del corredor (VO2, economía de carrera, porcentaje de fibras lentas, etc.), desestimando la importancia de la mente, cuando los runners sabemos desde hace tiempo que todo está en el coco. Hasta ahora había teorías no demostradas que defendían que nuestro cerebro es la clave de nuestro rendimiento. Nuestro cerebro está para cuidarnos y nos envía señales de abandono o de bajar el ritmo cuando detecta un sufrimiento excesivo. El cerebro evita el mal último en nuestro cuerpo y hace que siempre lleguemos a meta con una reserva. El simple hecho de notar en carrera que hemos gastado todas nuestras energías y que no podemos más, y luego sacar fuerzas de donde no hay para correr a fuego los últimos 5 kilómetros es claro ejemplo de que el cerebro envía señales de vacío mucho antes de que efectivamente estemos realmente vacíos. Si no hay energía, no la podemos sacar, luego teníamos una reserva.

En un estudio de la Universidad de Bangor en Inglaterra, se separó a dos grupos de ciclistas que iban a pasar una prueba de entrenamiento duro. A un grupo se les hizo pasar antes por en test de ordenador de 90 minutos y al otro grupo simplemente se les puso documentales. Ninguno tuvo más cansancio físico previo que el otro. Una vez en el entrenamiento, la respuesta fisiológica de ambos grupos fue parecida, pero aquellos a los que se había cansado mentalmente con el test de ordenador llegaron a un nivel de cansacio mental mucho antes y se retiraron antes del entrenamiento. En definitiva, el umbral anaeróbico, VO2 máximo, etc. fue muy parecido, pero aquellos que estaban más cansados mentalmente abandonaron antes, con lo que podemos deducir que el cerebro enviaba señales de fatiga y abandono incluso sin que el cuerpo hubiera llegado a su límite. ¿Interesante, no?

En otro experimento de la Universidad de Birmingham se demostró que es posible engañar a la mente. A un grupo de ciclistas se les puso un bote de bebida isotónica en la bicicleta mientras que a otro simplemente se les puso agua con edulcorante. Todos sabían lo que tenían dentro pero no lo podían probar. Los que tenían bebida isotónica en el bote tuvieron mejores resultados en el experimento que los que sólo tenían agua. En diferentes resonancias magnéticas descubrieron que determinadas áreas del cerebro se iluminaban al oir agitarse la bebida isotónica en el bote, las áreas conectadas con la emoción, motivación y recompensa. Al parecer era como si el cerebro pensara que la bebida isotónica iba a dar más calorías y por ello se podía pedalear más duro.
Entendiendo cómo funciona nuestro cerebro podemos sobreponernos mejor en carrera a las contínuas señales de sufrimiento y bajada de ritmo que nos manda nuestro "controlador central". En nuestra mente está todo, por eso es tan importante entrenarla y sufrir en los entrenamientos mentalmente también. Quizás en la mente sí funciona aquello de "no pain, no gain", si queremos ser competitivos debemos entrenarnos en el estrés mental. Además, para un corredor popular el rival está en dentro de uno, aprendamos a domar a ese hijoputa que se hospeda dentro de nuestra cabeza y que parece querer tomar el control en cada maratón.

Share this:

CONVERSATION

2 Comentarios:

  1. Thank you for this. I'm in serious need of cognitive training this cycle. I KNOW my body can do it, but my brain's been in the way.

    ResponderEliminar
  2. ¡Muchas gracias por la visita! La verdad es que yo soy corredora de las malas malas. De hecho los tiempos me importan bastante poco, no hago series y tiendo mucho a la vagancia...¡sólo me importa mantenerme delgada!
    Bueno, mi reencuentro con los Cult ha sido genial, como volver a los 20 años. Por cierto, a mí también me encanta Tesla. Estuve viéndolos en junio en Madrid y son adorables, me emocioné muchísimo. En blog lo contaba.
    Bueno, te espero, vuelve cuando quieras...
    Baci e abbracci

    ResponderEliminar