Carta abierta a Jack Daniels


A estas alturas, salvo los buscadores del santo grial de la velocidad del oso panda, casi todos los que se pasan por aquí de una u otra manera conocemos a Jack Daniels. Jack fué dos veces campeón nacional de Pentahlon moderno y ganó alguna medalla en las Olimpiadas. Su libro Daniels Running Formula, además de tener mucho éxito entre la comunidad bloguera salvo entre algunos negacionistas, es libro de cabecera de la mayoría de entrenadores de High School (Instituto) en Estados Unidos. Jack es piedra angular en la formación de miles de corredores jóvenes en América. Aunque con algunas variaciones, yo sigo generalmente su filosofía de entrenamiento.

Buceando en internet he encontrado este comentario en un blog de trail Running de un corredor de Oregón. Como dicen los anglosajones, es puro "food for thought" (para pensar). ¿vale todo para conseguir el éxito en categorías inferiores? ¿hasta que punto se puede forzar a los jóvenes e inclucarles los valores de la victoria ante todo? ¿es Jack un auténtico cabronazo o un padre para sus pupilos?. ¿Si no le importaban los corredores a los que entrenaba, cómo podía liderarlos? Me permito hacer una traducción libre de este comentario:

"El deporte del Running fue mi vida cuando era un niño. Corría por amor al Running y con una profunda pasión. Fuí reclutado por Jack Daniels para correr con SUNY Cortland a principios de los 90. Aunque pensaba que tenía un conocimiento extraordinario y un programa de entrenamiento increible, no podía soportar su arrogancia y su falta de interés en los atletas a los que entrenaba. El recuerdo más fresco que tengo fue durante mi primera semana de colegio donde fuí a entrenar y Jack apareció con unas básculas. Jack midió y pesó a todos los corredores y le dijo a cada uno cuanto peso tenían que perder. Sólo tenía 17 años y venía de familia humilde, no tenía ni idea de cómo perder 3.5 kilos en pocas semanas sin morirme de hambre. Medía metro sesenta y pesaba unos 50 kilos. Cuando pregunté cómo podía perder ese peso, Jack me dijo que me buscara la vida.

Me dí cuenta en ese momento que a Jack yo no le importaba, sólo le importaba el éxito que yo podía traer al equipo. Al principio no dejé que aquello me hundiera, pero las continuas puñaladas por la espalda y miradas por encima del hombro a los jóvenes atletas fue más de lo que yo podía soportar a aquella edad. A Jack le llevó dos semanas darse cuenta de que había abandonado. Claramente enfadado con el hecho de que había abandonado el equipo, pero sin preguntar porqué lo había dejado, me dijo que no me acercara a la pista en las horas de entrenamiento. No creo que Jack se diera cuenta de cuanto me costó tomar aquella decisión ni la insatisfacción que me costó dejar algo que significaba tanto para mí. Había competido desde los 11 años pero la actitud despótica de Jack fue la razón de porqué dejé el deporte.

En los años que estuve en el colegio SUNY Cortland batió muchísimos récords, luego Jack no me necesitaba. Pero es una lástima que su actitud llevara a abandonar a muchos de los que amamos este deporte. De todas formas, estoy muy orgulloso del éxito del equipo durante tantos años y esto se debe a Jack. A pesar de su actitud, conoce el deporte y ha probado su éxito una y otra vez. No estoy enfadado contigo, Jack, simplemente triste porque no pudiste ver más allá de la gloria de la victoria. A pesar de todo, felicidades por tus éxitos todos estos años."

Share this:

CONVERSATION

26 Comentarios:

  1. Es muy fácil encontrar opiniones y comentarios negativos sobre gente que tiene la responsabilidad de sacar un equipo adelante. Sobre todo cuando se es joven, es fácil pensar que uno es el centro del mundo y todo gira a su alrededor, pero no es así. Recuerdo cuando empecé la carrera de informática, que luego dejé a los pocos meses, que un profesor nos dijo que en tres mese haríamos un examen de C, así que teníamos que aprender C y que nos buscáramos la vida. No es fácil estudiar una carrera o ser miembro de un club deportivo competitivo. Y afortunadamente, nadie nos obliga a hacerlo, esto no es China... :)

    ResponderEliminar
  2. Jack hace de entrenador y no puede tener en sus filas a un chico que no sabe que hacer para bajar 3kilos. Solo quiere a los mejores y los demás les importa un rabano, algo que es normal. Si no sería así, ahora mismo yo iba a un club profesional lleno de élites para que me acogieran dentro de su equipo porque soy muy buen chico.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  3. Alcanzar la élite es para escogidos y no sólo porque tengan talento. Es dificil apreciar al que te exige hasta la extenuación. Me recuerda al problema que hubo con una entrenadora con las chicas del equipo de gimnasia ritmica.

    ResponderEliminar
  4. Hombre, yo creo que las formas son muy importantes. Todos conocemos a un montón de entrenadores en muchos equipos de fútbol, baloncesto, atletismo... Hay entrenadores buenos y malos y, sobre todo, hay entrenadores buenos de deportistas de élite que dicen las cosas negativas a sus pupilos sin necesidad de menospreciarlos. Puede que Jack sea un referente en esto del running pero también puede ser que sea demasiado egoísta y no piense nada más que en los éxitos. En fin, como no lo conocemos personalmente no sabremos si realmente es así o sólo una pataleta de un pupilo suyo.

    ResponderEliminar
  5. NSNC, pero pá mi que a Jack le fallan las formas, tampoco puedo opinar mucho de él, tampoco lo conozco.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  6. Creo que como no lo conocemos personalmente, no puedo opinar objetivamente, lo hago en general como yo pienso, un entrenador de elite, deberia de intentar sacar el maximo rendimiento a sus pupilos, si alguno de ellos tiene una duda o no sabe que hacer para conseguir un objetivo, deberia de preocuparse en darles los medios necesarios para intentar lograrlos y no despreocuparse del tema.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  7. Hay distintos estilos de liderazgo. Unos funcionan en un contexto y no en otro. Unos funcionan con unas personas y no con otras. Cuando hay un choque entre valores, no hay solución fácil.
    En fin, todo es relativo, y afortunadamente estamos en una sociedad donde la gente es libre -generalmente- de estar donde quiere estar.

    ResponderEliminar
  8. El otro día me llamó Jack a casa.

    Le colgué.
    Algún día lo contaré.

    ResponderEliminar
  9. Com 50 años a las espaldas creis que JACK me haria mejor corredor? o mejor persona?.. creo que a segun que edad lo mejor son los remedios del abuelo. Pues no todos llegan a ser abuelos ji ji .

    ResponderEliminar
  10. Echar la culpa a los demás es lo más fácil siempre, si abandonas lo que más te gusta es que no eres lo suficientemente fuerte o en ese momento no estás preparado.
    Jack también me llamó, me comentó que no creyera todo lo que dicen de él, tan solo la mitad.

    ResponderEliminar
  11. Si en un club modesto o de barrio hay un tipo como Jack es para echarle de una patada en culo. En cambio si estás en la élite y necesitas mejorar puede que Jack sea el entrenador adecuado. En cualquier caso, la competitividad que hay ahora en todos los sitios es una mierda, a los niños no les enseñan a ser solidarios ni a apreciar sus limitaciones ni a respetar las de los demás. Yo no llevaría a mi hijo con Jack aunque fuese la repera. En las categorías inferiores del Madrid de lo primero que le dicen al niño cuando empieza con ellos es que ya están buscando a alguien que sea mejor que él en su puesto,es como decirle que no le quieren y que le usan mientras les sea útil, joder a veces parecemos yankis.

    ResponderEliminar
  12. En mi opinión, incluso un élite responderá mejor con un trato ambable. Por muy competitivo que uno sea, por más que el atletismo sea tu profesión y seas capaz de sacrificarlo TODO por un resultado, siempre agradecerás una palmadita en la espalda o una palabra de aliento. No hacerlo con jóvenes o niños que aún no han desarrolado completamente su psique me parece una atrocidad. Eso no significa que si el objetivo es el máximo rendimiento no se intente exprimir a tope al atleta (hacerlo con chiquillos sería otro jugoso tema de debate). Me refiero exclusivamente a las formas y repito que es solo mi opinión.

    ResponderEliminar
  13. Muchas veces a los jóvenes hay que demostrarle dureza para que sepan que las cosas van en serio y así ir moldeando su carácter.
    Además si quieres formar a jovenes de élite y además quieres ganar tienes que ser así para evitar que ante los primeros obstáculos no se rindan.

    ResponderEliminar
  14. No se puede tener nombre de bourbon y ser buena persona :)

    Siempre es más fácil encontrar en la Red críticas negativas que halagos es algo normal.

    Por si acaso yo no le preguntaría nada a jack sobre tu dieta

    ResponderEliminar
  15. Veo que al Jack mejor tenerlo en un libro que en persona, en la foto se le ve cara de prepotente y cabroncete a mas no poder y una imagen vale mas que mil palabras.No me parece logico que a tipos ya de por si atleticos y en edad aun de crecer les haga perder peso,aunque supongo que habria que ver cada caso si tenia razon o no.Si tuvo exitos algo hizo bien,aunque escoger a los mejores de entrada no tiene mucho merito porque ellos mismos llevan consigo la motivacion sin demasiada necesidad de que un tal jack les espolee.Me cae mal Jack tras esta entrada tuya aunque por lo que he leido sus planes son bastante entretenidos y originales,me quedo con su plan pero el tipo que se quede en su sitio,bien lejitos,mejor no verlo ni en pintura.

    ResponderEliminar
  16. Las formas son más importantes de lo que solemos creer. Ser afable es un valor en alza que nose suele valorar en su justa medida. A veces la gente se queda impresionada por la arrogancia y la seguridad que muchos muestran. A mí sinceramente no. En todo caso fue un gran campeón y me imagino que un gran entrenador.

    ResponderEliminar
  17. Ni conozco a Jack, ni lo he leido aún. Pero a Mouriño por poner un ejemplo le tachan de duro y chulo, pero el fin justifica los medios. En la élite estan los que tienen cualidades y saben aguantar la presión del día a día.
    Con todo esto, no quiero decir que haya que ser un sie......ya que un jefe enrollado te hará multiplicar tú rendimiento. Pero a Jack por lo visto le ha ido bien su método.

    Donde puedo encontrar el libro de dicho personaje que causa tanta controversia.

    Salu2 desde Rota

    Pd: haber si nos desvela donde será tú próxima Maratón ( creo tener una idea )

    ResponderEliminar
  18. Depende de lo que busque cada uno en el correr, y dependiendo de eso busca medios y alternativas de mejora, si lo que busca es mejorar evidentemente.
    Hubo un tiempo en que quizas el engreido (por lo que parece) del Jack y sus métidos me hubieran podido quizas interesar.
    A mi edad y en la curva descendente de los recursos corporales por mucho que se cuide la carrocería y el interior, no busco mejorar, tan solo mantenerme lo mejor que pueda y disfrutar con el correr, el Jack me sobra sinceramente.

    ResponderEliminar
  19. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  20. Bueno, en todo caso es la experiencia de una persona y siempre es respetable su opinión... Lo único que añadiría es que hay que entender a ciertos profesionales que además de una responsabilidad frente a unos objetivos a cumplir, tienen una personalidad muy fuerte y definida que a veces los hace parecer incluso demasiado duros y exigentes y posiblemente algo excéntricos... Si uno quiere conseguir un objetivo concreto tiene que articular un orden de prioridades y, en ocasiones, ello conlleva posibles interpretaciones erróneas en cuanto a conceptos y actitudes... No defiendo ni critico la posible actuación de Daniels pero los resultados finales son los que son

    ResponderEliminar
  21. Esto es como todo, opiniones hay para todos los colores. jack tiene un libro que debe ser muy bueno (lo tengo en casa pero aun no lo he leído), como entrenador imagino que debe ser un tipo duro. Y a mí no me gustan demasiado los tipos duros ;)

    ResponderEliminar
  22. Haber si editan algo del entrenador en castellano, sería un gran éxito. Un abrazo Gonzalo

    ResponderEliminar
  23. Mira por donde le voy a poner cara al famoso Jack Daniels.
    Yo conocía a otro americano que también tiene su fama: Hal Higdon (www.halhigdon.com).

    ResponderEliminar
  24. Me surgía la duda de saber que era SUNY Cortland. Ahora sé que se trata de State University of New York College at Cortland. O sea es el equipo de una universidad.
    Se supone que en una universidad el objetivo debería ser formar personas que fueran útiles a la sociedad entre otras cosas. Daniels fue contratado por esta institución. El chaval le acusa de soberbio y despótico. Si ese es el modelo de educación que profesores y padres quieren para sus hijos, soberbia y despotismo, parece que están en un buen lugar. En este caso Daniels no está solo, es un engranaje más de la maquinaria. No le demos más importancia de la que tiene. (Asumiendo que son verdaderos los comentarios del chaval)

    ResponderEliminar
  25. Entonces este no tiene nada que ver con el que sale en una botella de cristal blanco y cuadrada que tengo en casa y cuyo contenido está bueno no, no, lo que viene después ;-)))

    ResponderEliminar
  26. Donde se podria conseguir el libro de jack daniels en español??? si alguien lo sabe porfa lo ponga por aki...
    saludos a intervalos...

    ResponderEliminar