Los toros también se cansan (a veces)


Acabo de volver de enseñar mi analítica al médico. Las noticias son que no hay noticias. Dicen los anglosajones que "No news Good News". Básicamente todo está bien, los glóbulos blancos algo por debajo de los límites y el azúcar ligeramente por encima, pero ambos a niveles razonables. El restante 98% de indicadores de las cuatro páginas de analítica todo correcto.

A nivel analítico he mejorado bastante en glóbulos rojos respecto a un análisis de hace un año, luego anemia completamente descartada. Ni anemia del deportista, ni anemia ferropénica ni anemia por repetidos impactos ni nada de nada. Sin embargo, no me cuadra que el azúcar me haya subido en un año de 77 a 115 o que los glóbulos blancos hayan descendido. No he cambiado mi dieta significativamente. Esto está algo trastocado.

Mi lectura es que estoy sufriendo un episodio de colapso físico por el machaque de las últimas semanas. Acabar una maratón, parar seis días y ponerme a hacer cuestas como un loco para culminar con otra maratón de montaña un mes después quizás ha sido mucho para este cuerpo. Llámalo sobreentrenamiento, llámalo cansancio extremo, pero el hecho es que el cuerpo envió mensajes para evitar males mayores. Y yo los he escuchado.

El pulso en reposo me ha ido bajando estos días, lo tenía diez pulsaciones por minuto más altas de lo que es habitual en mí. Hoy subiendo escaleras me encontraba algo mejor. Esto sólo puede mejorar cada día, pero necesito darle algo más de descanso. Sin embargo, no estaré completamente seguro de que haya sido un episodio de sobreentrenamiento hasta que vuelva a probarme corriendo, pero aún descansaré algunos días más.

Detrás de los comentarios del blog hay siempre una gran dosis de sabiduría. Hace algún tiempo, un comentario anónimo me avisaba del sobreentrenamiento. ¿Un ángel de la guarda runner?. Hace un par de entradas Danae (recomiendo a todos que se pasen por su fantástico blog de una corredora que ha dejado el aerobic para comezar a correr) me recordaba que en el libro "De qué hablo cuando hablo de correr", Murakami describía un episodio de cansancio extremo y de absoluta imposibilidad física y mental de salir a correr después de un Ultra que había hecho.

Si es cansacio extremo, la cura es descansar. Si se confirma mi diagnóstico, volveré pronto. Mientras tanto le sacaré filo a la katana. Supongo que los toros también se cansan (a veces).

Share this:

CONVERSATION

25 Comentarios:

  1. Me alegro de que no sea anemia y parezca que, simplemente, ha sido un sobre-entrenamiento por la Trans. Ahora a descansar, disfrutar de The Wall de una forma diferente y volver a los entrenos con calma.

    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Por prudencia, obligado, por si acaso, como quieras llamarlo, un buen descanso te lo has ganado. Y volverás con energías renovadas. Tú lo has dicho, el cuerpo habla, pero en su lenguaje. A veces cuesta un poco entenderle, pero es muy noble y sincero con su dueño.

    ResponderEliminar
  3. Me alegro que todo esté bien y espero que aciertes con tu diagnóstico.
    Miedo debería darle a alguno de tu katana.
    Un abrazo desde Madrid, Gonzalo

    ResponderEliminar
  4. A mi me acaba de decir que tengo altos los triglicéridos. Lo que hay que oir.
    Tu descansa y no le pongas las bromas tan fáciles a Ra con eso de los cuernos.

    ResponderEliminar
  5. Descansa lo justo para coger fuerzas, que donde haces falta es en el ruedo!!!

    ResponderEliminar
  6. hola gonzalo, dos maratones en un mes? y todavia dudas si deberias descansar? jejejeje
    descansa, y a reponerse, y haz caso a ese angel de la garda runner, que suelen dar buenos consejos.
    un saludo

    ResponderEliminar
  7. Me alegro que solo sea fatiga y espero que no haya nuevas complicaciones. Ese Miura que llevas dentro que permanezca unos días más en reposo y listo.

    ResponderEliminar
  8. Tienes todos los niveles normales, Gonzalo. Tras un periodo largo de esfuerzo físico es normal un aumento de la glucemia por compensación y un descenso de las defensas, lo raro es que tengas bien las transaminasas, si que estás hecho un toro, si.

    ResponderEliminar
  9. Menos mal no son tan malas noticias, descansa un poco y ya mismo estas otra vez dando guerra,saludos

    ResponderEliminar
  10. No le dés más vueltas. Eso es que vas viejo y toca coger el sofá, un par de birras y ponerte a ver la tv todo el día hombre!

    Jejeje... Ni se te ocurra hacerme caso eh!

    ResponderEliminar
  11. Mi buen Gonzalo!!!
    Que bueno que solo haya sido una falsa alarma y que bien que escuches tu cuerpo hermano y te dediques a descansar, los kilometros pueden esperar, tu salud no.
    Un abrazo hermano!!!

    ResponderEliminar
  12. Pues nada torooo! Me alegro de que todo esté bien, y de que haya tomado la gran determinación de descansar en condiciones. Disfrute usté del fin de semana épico que le espera!!!

    ResponderEliminar
  13. El cuerpo es sabio y siempre avisa, como has sabido escuchar tu voluntad también es sabia; así que listillo a ver los toros desde la barrera hasta que te repongas.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Pues el descanso del guerrero.. es muy útil y beneficioso, para afrontar nuevas batallas.
    Me alegro de que todo este dentro de la normalidad.

    ResponderEliminar
  15. Me alegro que este todo bien, descansa campeón...

    ResponderEliminar
  16. Buenas noticias Gonzalo!.A descansar, a mi mi entrenadora me aconseja tomarme el pulso en reposo como indicador de que estoy asimilando bien el esfuerzo y no hay sobreentrenamiento.

    ResponderEliminar
  17. Como bien dices, no hay noticias, son buenas noticias. Me parece que el análisis que haces es bastante acertado. Estamos hablando de dos maratones en prácticamente un mes, y entre medio entrenamiento de cuestas. El cuerpo, en vez de asimilar la carga, lo que ha hecho es fatigarse. Para evitar episodios de fatiga crónica es mejor descansar unos cuantos días más y comenzas un par de semanas a trote suave. Esperamos noticias...

    ResponderEliminar
  18. mala hierba nunca muere !!!
    desconecta por los madriles y vuelve cuando descanses...
    gracias por la recomendación del cuaderno de danae.
    abrazos !!!

    ResponderEliminar
  19. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  20. Las buenas sensaciones se tienen cuando se sube hasta el pico de forma, pero correr para mantener el nivel o para que no baje demasiado es solo castigo, y llevas demasiado tiempo así.
    Hay que dejar al cuerpo que haga esos toboganes.
    Llevas un año en lo alto y pese a que las piernas están de hierro no las llega gasolina suficiente.
    Fija un nuevo objetivo y traza la estrategia para aproximarte adecuadamente, deja que la forma se pierda un poco.
    Toca bajar la forma...ay mi torito, mi torito bravo que lleva botines y no va descalzo.

    ResponderEliminar
  21. Pues entonces muy buenas noticias,da tiempo al tiempo y escucha al cuerpo,pronto volveras,sigue descansando que es una forma de entrenar.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  22. Gonzalo las noticias son muy buenas, si te habían subido las pulsaciones en reposo es un síntoma inequívoco de sobreentrenamiento.
    Guarda las zapas por unos días y nuevo otra vez

    ResponderEliminar
  23. Me alegro de que no sea aparentemente nada serio. descansa y volverás a las andadas más fuerte.

    Claro, que si te lo digo yo, que llevo sin parar desde septiembre, pues parece de cachondeo ;)

    ResponderEliminar
  24. Pues nada a descansar, aprovecha el tiempo para hacer otras cosas, y en unos días vuelta a los ruedos

    ResponderEliminar