En tierra de fuego




Llevo unos días en Lanzarote intentando engañar al sistema nervioso central, ese que dió muestras de agotamiento y ha tomado el control de mi cuerpo y me ha sometido al síndrome de sobreentrenamiento. ¿Que cómo engaño al controlador central?, pues cómo mandan los manuales en estos casos: mucho descanso, comer abundantemente y entrenar muy suave.


La verdad es que en Lanzarote he encontrado el sitio perfecto para combatir el sobreentrenamiento y comienzo a ver la luz al final del túnel. Unos días fantásticos de sol y playa, comida abundante y mucho descanso hacen maravillas. Estoy conteniendo las ganas de salir a entrenar cada día, eso es buena señal, el cuerpo me pide correr. Intento no salir dos días seguidos, meterse más caña de lo deseable puede hacer que tengas una recaida y pierdas un tiempo precioso de recuperación.


En Lanzarote me han salido unos rodajes muy buenos para mi estado actual, comencé con 8K a 5:20 y terminé el último rodaje de la semana con 11K a 5:03, cada día más y mejor, es asombroso cómo el cuerpo recupera, hace menos de dos semanas únicamente podía correr 5 kilómetros a 5:30 y con pésimas sensaciones. He hecho los rodajes a las 7AM, en ayunas, cuando los pocos coches que circulan aún tienen las luces encendidas. Mi primera parte del recorrido ha ido por el arcén de la carretera entre Puerto Calero y Puerto del Carmen, con poco tráfico y observando de vez en cuando los símbolos y flechas en el asfalto que indican el sentido del recorrido de bicicleta del ironman de Lanzarote, el único de España y el más duro del mundo (lo siento Hawaii), recordándome que estoy en territorio de titanes.


A partir del km 3 tomo una pista de tierra mientras a lo lejos veo un inmenso sol naranja que comienza a salir. Tendremos otro día de Sol. La vuelta es espectacular, el sol de espaldas dejando una gran sombra en la tierra de un corredor que lucha por conseguir su reto del día. Y en lo alto la luna que aún no ha querido esconderse. El Sol a la espalda y la luna de frente, y yo justo en el medio intentando llegar a los 11K en esta alineación de astros. Así cada mañana.


He descansado, he recuperado y comienzo a creer en los milagros, ¿será por la Semana Santa?. Mañana intentaré completar mi tirada larga dominical. Sólo serán 14K, pero sé que me sabrán a gloria. Acaba la Semana Santa con la resurrección de este humilde corredor. Si la recuperación continúa, en Mayo estoy seguro que volveré a sentir su llamada, esta vez será alta y clara. La Maratón me volverá a llamar y me pedirá que vuelva al "hogar" de los 42,195. No más pasión, no más crufixión.


Share this:

CONVERSATION

28 Comentarios:

  1. Qué envidia!!!
    Lanzarote es lo mejor para relajarse (con permiso de las 6 islas restantes)
    Salud!

    ResponderEliminar
  2. Esta entrada da síntomas de recuperación, me alegro Gonzalo, que poco a poco estés recuperando la energía de siempre.. y estes disfrutando de esa tierra tan maravillosa como es Lanzarote.
    Un abrazo del abuelo.

    ResponderEliminar
  3. Mi estimado Gonzalo, en cada entrada que leo, parece que poco a poco vas regresando al mundo de los corredores, te felicito por esa actitud y poco vienes como dices: hacia la gloria.
    Recibe un gran abrazo desde Mexico!!!

    ResponderEliminar
  4. Vas pasando tu propio Via Crucis Gonzalo, (aunque no está mal pasarlo en Lanzarote). En breve volverás a la normalidad

    ResponderEliminar
  5. Fantástico..!! Estuve hace algunos años por primera y única vez en Lanzarote... pero aun no corría.. Lástima..!! Debe ser un lugar privilegiado para correr largas distancias a pleno Sol.. Me alegro muchísimo de esos signos evidentes de recuperación...!! El Maratón siempre te esperará, tranquilo...

    ResponderEliminar
  6. Esa recuperación va viento en popa, me alegro, a seguir por ese camino.

    ResponderEliminar
  7. Se ve en tus comentarios y se entiende en el tono de los mismos que todo va mucho mejor, no sabes cuánto me alegro! Lanzarote es una maravilla para cualquier cosa, qué ganas tengo de volver. Igual que Carles, aún no me había picado el gusanillo cuando estuve por última vez, sé que la próxima vez que vaya voy a disfrutar una faceta nueva de esa isla única.

    ResponderEliminar
  8. Es la primera vez que veo a un crucificado con fondo de gres. Puede marcar tendencia en los próximos años. Por cierto, el año pasado estuve en Lanzarote de vacaciones y me encontré de frente con "el drogas" de los Barricada. Todavía no me he recuperado de la impresión.

    Veo que evolucionas con arreglo a lo previsto. A veces el cuerpo es más sabio que nosotros, que ya es decir. La maratona te espera. No tiene prisa.

    Ánimo y a terminar de recuperarse

    ResponderEliminar
  9. Disfruta de las vacaciones, Sosaku. Pronto te veo con tus buenos más duros, me atrevo a decir que te vas conociendo cada vez mejor y sabes como y cuando entrenar mejor...

    ResponderEliminar
  10. Supongo que ya tendrás en mente tu objetivo de otoño. Ya empiezas poco a poco a recuperar la forma y a disfrutar haciéndolo, sobre todo en esos parajes.

    ResponderEliminar
  11. Bien, maestro, me alegro de que las cosas vayan viento en popa; un saludo.

    ResponderEliminar
  12. Genial!!! Muy buen sitio para resucitar, ese paisaje y el extraordinario ambiente a deporte que se respira son especialmente motivante.
    Como dicen en los concursos estos de ahora "Pasas a la siguiente fase"

    ResponderEliminar
  13. Este finde pasado me acorde mucho de ti...
    corri MAPOMA, he hice mi mejor marca, aunque me quede con sabor agridulce, 3h 05´ 23´´.
    Animo!!!

    ResponderEliminar
  14. Me alegro de que poco a poco, vayas encontrandote mejor y vayas cogiendo confianza y ritmos de entreno. Aprovecha y animo.

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  15. 11K a 5:03 = entrenamiento suave...jajaja... como dice Asterix, estos corredores están locos.
    Baci e abbracci

    ResponderEliminar
  16. buen sitio para perderse y descansar gonzalo.
    pronto sentiras la llamada de nuevo,saludos.

    ResponderEliminar
  17. Borja, me permití la libertad de buscarte en las clasificaciones de Mapoma y me alegré mucho de verte triunfar a pesar de que la gran familia que tienes que te deja poco para entrenar. Soy criador de canarios (metáfora) y en este mapoma tú eras mi campeón. Tenemos pendiente una conversación de arte. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Seguro que esa conjunción de astros te trae buena suerte!

    ResponderEliminar
  19. Que maravilla tanto esa recuperacion casi milagrosa,ya vas poco a poco acercandote a tus tiempos habituales lo cual me alegra mucho,como ese lugar llamado Lanzarote que adornas con esa tirada a primera hora por su asfalto casi eterno y vacio.Que imagen la tuya...huele a verano.
    Mucha envidia tambien...para que nos vamos a engañar,pero de la buena,espero que hayas disfrutado mucho como asi parece y ya con las pilas cargadas y harto de tanto descansar y comer vuelvas a reconquistar esos 42 kms que tanto quieres y te quieren.
    Un abrazo y me alegro por todo.

    ResponderEliminar
  20. ¡Felicidades Gonzalo! Llevo varios días fuera, pero me ha alegrado enormemente ver que te estás recuperando y que estás cerca de tus ritmo habituales...

    ResponderEliminar
  21. Cuando quieras, solo teines que poner fecha!!!

    En cuanto a mi carrera... después de dos años de penurias, puedo decir que he vuelto, con mas sacrificio y dolor que nunca, así que cada día le doy el valor enorme que se merece este MAPOMA. ¿quién me lo diría cuando arrastrandome me adelantastes en la Gran Canaria y poco después me retiré????

    Mucho animo, que muy pronto volverás (pero paciencia, te lo digo por experiencia)

    Un abrazo grande y gracias por seguir mis aventuras, pues aunque no lo creas me motiva mucho!.

    ResponderEliminar
  22. Ya no te queda nada!!

    Estas a punto de liarte otra vez contra el crono y los kilómetros.

    Mucho ánimo!!!

    ResponderEliminar
  23. Desde luego Lanzarote es un buen sitio para rodar tranquilo.

    Veo que poco a poco vas cogiendo otra vez el ritmo. Si ya oyes la llamada del maratón, estás perdido.

    ResponderEliminar
  24. Gonzalo, qué envidia nos das a los peninsulares.
    Mientras en semana santa hemos disfrutado de la lluvia y el ambiente fresco, ahí estás tú, en bañador y en la piscina.
    Anda! cálzate las zapatillas y ponte a correr ya! :)

    ResponderEliminar
  25. ¡Precioso sitio Lanzarote! Me alegro de que ya estés "casi" recuperado.

    ResponderEliminar
  26. Gonzalo que alegria escucharte asi de alegre, eso es muy buena señal, estas totalmente recuperado me alegro de corazon,saludos

    ResponderEliminar
  27. En esos sitios es donde uno mejor puede recuperarse, te veo enseguida afilando la espada

    ResponderEliminar
  28. Cuando de mayor sea un medio-abuela, sea gordo y me tire en pelotas al fondo de un cajón y me sobreentrene me gustará sobreentrnarme en Lanzarote o en cualquiera otra isla canaria.
    Esta mañana he empezado un plan de tres semanas para correr 1.500, metros se entiende. Ya te contaré.

    ResponderEliminar