No hagas "one more" en el gimnasio

Aprovechando que tenía día de descanso, ayer me dí una vuelta por el gimnasio. La noche anterior había metido cuestas y ya iba algo cargado, pero la posibilidad de ver el gimnasio totalmente renovado con multitud de máquinas nuevas fue una poderosa razón para ir. Nada más llegar me doy cuenta de que algo importante había ocurrido. Había muchísimo más espacio dedicado a máquinas nuevas, mucha tecnología y colorido.


Con mentalidad de runner rápidamente me dí cuenta de que había muchas más máquinas dedicadas a piernas que antes. Después de dar un par de vueltas con cara de tonto intentando descifrar para qué servía cada una de aquellas máquinas de tortura, empecé mi repaso semanal por todas las partes de éste mi cuerpo.


Es increible cómo los ingenieros inventan máquinas para músculos que no sabía ni que existían. Había máquinas hasta para los tobillos. Según iba pasando de máquina en máquina y descubría para qué servían, me iba "viniendo arriba", quería más, me sentía invencible, poderoso. No había nadie en aquel momento que me pudiera parar. Y cuando acababa con una máquina me decía "one more" y a por la siguiente.


Supongo que casi todos conocemos lo que significa "one more". Es ese juego mental donde hablamos con nosotros mismos para hacer una vuelta, un kilómetro, una serie, etc., más de lo que teníamos pensado en primer momento. Pongamos por ejemplo que el entrenamiento de hoy consiste en 12 kilómetros, pues cuando llegamos a la última vuelta nos decimos "one more" y acabamos haciendo un kilómetro extra más de lo que estaba previsto. Igual con las series o con las cuestas. También es muy útil cuando marcamos un punto kilométrico de retorno a casa, nos decimos "one more" y acabamos haciendo un kilómetro de ida y otro de vuelta más.


Pero hacer "one more" en el gimnasio es peligroso. Con la euforia de ayer hoy me levanté bastante cargadito de piernas. La tirada larga semanal se quedó en 16 kilómetros a ritmos indignos de 5:03 min/km. Hoy he sido un ratón, un ratoncillo, un pequeño ratoncillo en el asfalto. Lección aprendida.

Share this:

CONVERSATION

22 Comentarios:

  1. Días malos post gimnasio he tenido unos cuantos (bueno todos). Ahora prefiero ir el día después de una tirada larga y hacer muchos estiramientos y algo de piernas con poco peso y me va mejor. Lo de "one more" no me va mucho, soy de ideas fijas y si me propongo 15km suelo hacer los 15.

    ResponderEliminar
  2. Ay Gonzalo, que te nos estás convirtiendo en ratoncito de gimnasio ;)
    Yo en el gimnasio, inventos los mínimos. De piernas no hago casi nada y si hago piernas es con muy poca carga. Para eso ya salgo a correr.
    Ahora bien, tonificación del tren superior... bueno algún sábado sacrifiqué la salida por una sesión de gimnasio.

    Y sí, a mi me va y mucho eso del "one more" entrenando corriendo.

    ResponderEliminar
  3. Las máquinas de gimnasio tiene una gran utilidad siempre y cuando las utilices de forma regular y con sentido común... No sirve de nada darte un día un buen repaso si después no eres constante.... El "one more" sólo tiene sentido si quieres hacer volumen muscular con mucha carga...

    ResponderEliminar
  4. la verdades que si, que "one more" en el gimnasio te deja secuelas pero con tanta maquina sofisticada para rehabilitar lesiones son de gran ayuda.asi ando yo ahora taqmbien ,superpesado a ritmos aun mas indignos que esos,animo y ya vendran las gacelas,saludos.

    ResponderEliminar
  5. Despues de leer tu post, me doy cuenta que ayer hice lo correcto... también me quería acercar al gimnasio a darme un poco de caña, pero al final desistí.. ya que hoy tenia 26km de tirada.
    Muchas veces nos puede mas el corazón que la cabeza.

    ResponderEliminar
  6. Jejejejjejejejejjejej, eso le suele pasar a muchos runners, pero esos entrenamientos en el gimnasio pueden pasar factura al día siguiente pero en un mes notaras que estas mas fuerte y recuperas mejor.
    Yo opino que el gimnasio se debe dar el one more, hasta el fallo.....
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Normal, yo habría hecho lo mismo. Los runners somos insaciables y queremos experimentar y probar cosas nuevas. Un día nos damos un atracón, al día siguiente lo pagamos, aprendemos la lección, y listo. Seguro que esos 16 kilómetros con las piernas calentitas te han ido muy bien!

    ResponderEliminar
  8. Los de fitness puro prefieren las pesas, pero esas máquinas de musculatura específica nos vienen muy bien a nosotros. Yo empecé casi sin poder mover la de isquios sin peso y ahora me atrevo con 3 series de 20 rep. con 20 kg....y lo noto.

    ResponderEliminar
  9. Me encanta la expresión "One more" para la típica compulsión del deportista obsesivo (idependientemente de la modalidad deportiva) Me la quedo.
    Así es, en la calle, rodajes cada vez más largos "un poco más" en el gimnasio, hasta el fallo muscular "un poco más" Como dice Carles, no tiene mucho sentido meterse una paliza un día si no hay una continuidad y si decides ser constante ya sabes, piernas pesadas.

    ResponderEliminar
  10. Los de fitness puro prefieren las pesas Tienes razón Miguel, los de fitness son más de pesas, miran las máquinas con desconfianza... A mi particularmente no me llaman, prefiero el trabajo que implique esfuerzo con tu propio cuerpo: barra, pesas, gomas y mancuernas. En el fondo es minimalismo.

    ResponderEliminar
  11. Comparto el comentario donde yo no soy muy partcipe de "one more", lo que esta marcado al dia, hasta ahi llego, como dice mi amigo el "keniata version 3.0", "mañana tambien se entrena" y pues bien por ese gym, te pondras fuerte mi buen Gonzalo pero ten cuidado de ponerte musculoso como el de la foto.
    Recibe un abrazo hermano!!!

    ResponderEliminar
  12. Gonzalo que pereza me dá a mi el gimnasio......pero es obligado aunque sea un poco..sigue así de en forma,un saludo kiko

    ResponderEliminar
  13. No me gustan esas cosas, sinceramente creo que para mejorar fuerza no hay nada como entrenar cuestas al aire libre, aunque respeto al que lo hace para prevenir lesiones.
    El concepto one more es un peligro, trato de dejarlo.

    ResponderEliminar
  14. Lección aprendida. A mi el gym no me va mucho, prefiero hacer fuerza con propio peso en casa, y cuestas para las piernas.

    ResponderEliminar
  15. El one more es peligroso hasta en el bar.
    De todas formas de ritmo indigno nada, ya quisiera yo.
    Saludos

    ResponderEliminar
  16. este no es mi gonzalo, que me lo han cambiado... y cuidadito con hacerte como arnold, que ya sabes que está pasando por problemillas ;)

    ResponderEliminar
  17. Gonzalo el gimnasio es muy beneficioso para nosotros los corredores. Tardan en llegar las lesiones, ganas fuerza y resistencia. Las piernas mas ágiles, y una postura mas erguida. Nada de cachas, pero si un tono muscular que se agradece, dejando atrás el poco resto de grasa que nos queda. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  18. Pues a mi las pesas me van bien Gonzalo, pero como dice Paco para dar tono muscular y evitar lesiones. Yo en vez de one more prefiero el one less, jejeje, me canso menos.

    salu2

    ResponderEliminar
  19. Ohhh... me identifico plenamente contigo... ¿y las agujetas que te aporta el "one more"?

    La única pega que le pongo a la renovación de máquinas del gym es que siempre compran más de las que había y se reduce el "espacio vital del usuario".

    Saludos desde Madrid Ultraconservadora. Grr grr

    ResponderEliminar
  20. ¿Mi maestro en un gimnasio?, mucho están cambiando las cosas; pero tranquilo, campeón, seguiré siendo tu discípulo por muchas máquinas que utilices.

    ResponderEliminar
  21. Se ve que con eso de que el gimnasio estaba para ser estrenado le diste mas de la cuenta a las maquinas y luego lo has pagado, no pasa nada no te has lesionado y ahora estas mas fuerte que antes, pero sin confiarse.A mi nunca me ha pasado lo del one more, mas frecuente ha sido one less de los previstos, espero que eso cambie segun vaya cogiendo forma.Me alegro que pronto estes dedicandote a tu proxima maraton,el sobreentrenamiento definitivamente es cosa del pasado.Esa foto de Arnold le deja claramente en evidencia se puso hasta las trancas de esteroides,que cabron.
    Un abrazo Gonzalo y disfruta de tu periodo pre preparacion de la maraton.

    ResponderEliminar