Correr es un acto de fe



Uno de los momentos para mí más emotivos de estas Olimpiadas fue ver a Meseret Defar recuperar el trono de los 5.000 metros olímpicos que había ganado en 2004 y perdido en 2008 ante su compañera Dibaba. Ocho años después esta corredora de aspecto frágil se volvió a coronar como reina de los 5.000. Me conmovió ese gesto final donde se sacó del top una foto de la Virgen María y se la enseñó a los millones de espectadores que en ese momento la estaban mirando. Era su forma de dar las gracias.

Entre mis fetiches running tengo como muy preciados dos libros dedicados del maestro de Toni Lastra. Corredor de fondo veteranísimo, pionero en España, el maestro Lastra es un auténtico filósofo del running popular español. Durante años escribió una columna sobre Running en el Diario de Valencia, La columna de Andrópolis. Una de las dedicatorias que me puso a mano en uno de sus libros dice "correr es un acto de fe". Me gusta tanto esta dedicatoria, aparentemente tan simple, que la utilizo como cabecera del blog.

Correr tiene un componente espiritual muy claro. Esa sensación agradable de soledad y conexión con algo más que obtienes cuando corres no la encuentras en otros deportes. Pero además, creer en tí, en lo que estás haciendo y en lo que puedes conseguir es fundamental. Creer es la clave de la motivación que necesitas para entrenar. Estés empezando a correr y sólo quieras estar 15 minutos seguidos corriendo, estés preparando tu primer 10K, quieras acabar tu primera maratón, tu primer ultra, o como Defar quieras recuperar la corona olímpica de los 5.000 metros, en todos estos casos debes creer en lo que haces.

Correr es un deporte que sorprende siempre al que lo practica. Tiempos que te parecían imposibles acaban llegando, distancias que en tu vida pensabas que podías recorrer acaban completándose. Es el deporte del trabajo y del creer. Da igual si crees que algo externo puede ayudarte o si simplemente crees en tí mismo, pero si no crees que ese reto puede alcanzarse nunca lo conseguirás. 

Cuando levantamos los brazos con alegría al pasar la línea de meta de una carrera que nos ha sido motivante, que hemos entrenado durante meses y que nunca pensamos que pudiéramos completar o hacer tan buen tiempo, en el fondo estamos sacando también una foto imaginaria de alguien a quién queremos darle las gracias, a veces somos nosotros mismos, y a veces es otra persona, una influencia en la que creimos y nos ayudó.    

25 Comentarios:

  1. ¡¡¡Cierto!!!
    Hay mucho de fé en esto, aunque sea la "fe del ateo". Todos sacamos esa foto de alguna forma, la foto del que, o de lo que, nos empujó a esto...

  1. Manuel Robaina dijo...:

    Yo me quedo con la celebración de Félix Sánchez y el homenaje a su abuela. No sé la razón pero la de Defar me dio un poco de grima.

    Yo tengo mucha fe en mi mismo, la mayoría de las veces de manera injustificada :)

  1. JOSE dijo...:

    solo una puntalizacion, los entrenos los hacemos solos pero las carreras siempre acompañados de nuestros seres queridos esten donde esten, siempre te dan ese empujoncito cuando flaquean las piernas.
    :-)

  1. Fran González dijo...:

    Estoy de acuerdo contigo Gonzalo. Es cuestión de fe. Si uno no cree en ello y no cree en sí mismo, más vale que no de ni el primer paso.
    saludos!

  1. *Pegasus* dijo...:

    Qué bueno, Gonzalo. Me encantan tus pensamientos avanzados. Muchas gracias.
    "Es el deporte del trabajo y del creer".

  1. La fe es la fe. Siento que correr está más próximo a la rebeldía que a la creencia.

    Saludos

  1. Pienso que esto del correr es más de rebeldes que de creyentes, pero sean bienvenidas todas las motivaciones.

    Saludos

  1. Javier Martín dijo...:

    La fe mueve montañas y en nuestro caso derriva muros. Es un buen aliado.

  1. SeRgIo dijo...:

    Yo creo en Dios (que no en la iglesia) y creo también en las personas que se sacrifican dia a dia para conseguir sus objetivos. En mi caso combino "fes".....

  1. Gonzalo, me quedo con lo de creer en uno mismo, sino fuese asi no nos calzaríamos por primera vez unas zapas.

  1. dninsan dijo...:

    Dando en el clavo como siempre Gonzalo: "Es el deporte del trabajo y del creer". Sin trabajo y sin creer en ti mismo y en el resultado que va a dar ese trabajo no se entiende el correr.

  1. Miguel Mij-Mij dijo...:

    Lo importante es la motivación, esta se puede encontrar de muchas formas, para mi la superación personal es más motivante que un compromiso personal o religioso, seguro que todas las corredoras de esa carrera tenían una estampa motivadora escondida, aunque no la pudiera sacar nada más que ella.

  1. Rafael Picardo dijo...:

    la fe es un motor fabuloso (el único ??) para crecer en todos los aspectos de la vida. Correr alimenta la fe en nuestras posibilidades con efecto retro-alimentador cada vez que bajamos el crono o aumentamos la distancia recorrida. Coincido con Gonzalo en que también tine una faceta que va más allá de poner rítmicamente un pie delante del otro ... creo que se trata de una soledad "acompañada" por uno mismo.

  1. No creo en ninguna fuerza del más allá que nos guíe en este duro camino hacia la muerte, llamado vida.

    Al mismo tiempo, debo reconocer que el atletismo es mi única rosa en dicho camino espinoso.

    Correr, acto de fe por un lado, y redención en sí mismo por otro.

  1. Paco Montoro dijo...:

    Gonzalo comparto tu entradas, tu blog está entre mis 5 mejores. Ese cinco mil me lo perdí y esta imagen que encabeza tu entrada es nueva para mi, la desconocía y me ha emocionado.

  1. Manuel dijo...:

    Poco que decir, tus palabras hablan de mis sentimientos.

  1. RA dijo...:

    Gonzalo es grande y yo soy su profeta. Lo de hoy es esencia maratoniana para enmarcar.

  1. RA dijo...:

    Y añado un comentario de mi padre esta mañana: aunque esté en silla de ruedas pienso hacer deporte toda la vida. Hace 10k diarios de andar, tres dias golf y uno de padel con 71 años. El maletero de su coche parece el Decatlón.

  1. Alex dijo...:

    Muy buena Gonzalo. gracias

  1. PACO GACELA. dijo...:

    Hola Gonzalo, me ha gustado mucho todo lo que dices en esta entrada, esta frase me encanta y es asi tal cual; (Creer es la clave de la motivación que necesitas para entrenar). Por eso debemos de creer en lo que hacemos y pensar que con el tiempo seremos mejores corredores.
    Y lo de Meseret Defar ya eso fue también para mi un gesto fabuloso lo de sacar la foto de la virgen, en fin actos bonitos para recordar durante mucho tiempo, un saludo.

  1. Gemma dijo...:

    Muy buena entrada, Gonzalo.

  1. Abuelo Runner dijo...:

    Como siempre Gonzalo tus entradas son fantasticas y que sepas que no me perdido ninguna en este tiempo que no he podido dedicarme al blog... tengo blog que no los dejo de leer aunque el trabajo me este ahogando.. y el tuyo es uno de ellos.

  1. Qué cierto Gonzalo, si no creemos en nosotros mismos, si no nos lo creemos no conseguiremos nuestros retos, por mucho que pidamos ayuda externa, tenemos que tener la convicción total de poder hacerlo.

  1. Commedia dijo...:

    Cambio de imagen!!! Me gusta la dedicatoria y, sobretodo, el aviso de abajo. Abrazos

Publicar un comentario en la entrada