Duele, luego existo


 I hurt myself today,
To see if I'd still feel.
I focus on the pain,
The only thing that's real. 
Hurt - Nine Inch Nails
 

La carrera del sábado me ha dejado unas agujetas de caballo. No debe ser sano tener tanta microfractura después de sólo 19 kilómetros, esto hay que mirárselo. Pero lo que verdaderamente debe ser insano es acabar muerto y querer salir al día siguiente. Es el vicio, la adicción a correr, no puede tener otro nombre. No necesité contenerme, salir al día siguiente era materialmente imposible.

El lunes volví a sentir "el mono", esa extraña sensación de que necesitas salir a correr aunque sea media hora. Es incontrolable y no pasa ningún control lógico. Esperé a la noche a ver si las agujetas que me imposibilitaban correr desaparecían. No desaparecieron. Lo dejé pasar y recé para que al día siguiente me levantara bien. No me levanté bien.

Da lo mismo, era martes, han pasado dos días seguidos de descanso y ya es bastante. Ya no es cuestión de entrenar, sino de salir a oxigenarse. No es la necesidad de mejora la que me obliga a salir esta semana, es la adicción. Poco de calidad voy a poder hacer, me conformo con algunas salidas suaves y con que el fin de semana pueda estar recuperado para salir con normalidad. Pero mi "salir con normalidad el fin de semana" no es lo que entendería el 99% de la población, es diferente, es hacer cuestas un sábado a las 10 de la noche y luego pasar corriendo por el parque Romano mientras decenas de tipos hacen botellón. Eso es "salir con normalidad el fin de semana".

El martes por la mañana aún dolía. "Da igual, hoy salgo", me dije. Por la noche dolía menos. Salí a la calle y el GPS tardó menos en captar señal que otras veces, quería verme sufrir pronto. Empiezo a correr y en los primeros pasitos me siento como Robocop. Pero según pongo un pie delante del otro me voy sintiendo mejor, las molestias en los cuádriceps van desapareciendo como por arte de magia. Duele cuando caminas y desaparece cuando corres, curioso. Quería hacer 8 kilómetros de recuperación, hice "two one mores" y salieron 10 kilómetros, a 5:00 pelados. Pero qué bien me sentí, la vuelta de una lesión o de una parada obligatoria es el mejor rodaje. A lo mejor exagero, sólo habían pasado dos días desde el sábado, pero sentí "the flow" a pesar de las molestias.

Lo peor fue parar. Al frenar y caminar comenzaron a doler de nuevo las piernas y volví a casa caminando como Chiquito de la Calzada. Pero había podido correr 10 kilómetros. Hoy saldré de nuevo, aún nada exigente, sólo salir por salir. Esta semana esto no es entrenar, esto es vicio, adicción, dependencia. No lo puedo evitar.

Share this:

CONVERSATION

29 Comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  2. Si es que ya lo dice el manual del buen corredor, que hay que saber descansar también ¿Cuantos hemos pecado de querer seguir entrenando después de una gran paliza?

    ResponderEliminar
  3. A primera vista parece un subidón de endorfinas, la cosa es analizar porqué ha venido ese subidón y cómo se puede rentabilizar. Ya te digo que sin querer entrar muy a detalle puede que la montaña y las rutas por monte de este verano te supuesto un poco de cambio en el entrenamiento habitual, como si entrenar con tanta presión no te ha dejado mejorar y ahora que te has relajado y el cuerpo tiene una vía de escape te está dando una subida de nivel. A mi me pasó antes de Mapoma, entrené muy duro y los ritmos bajaron y justo cuando me relajé me puse como un tiro sin quererlo.
    La prueba es la velocidad media de los entrenamientos, es ahí donde se ve si hay mejora o no.

    ResponderEliminar
  4. ¡Qué vicio! Lo de las agujetas es muy curioso, andando y subiendo escaleras duele, pero corriendo no. A mi me pasa igual.

    ResponderEliminar
  5. Quien pillara tu adiccion...la verdad es que nunca he tenido ni mono ni adicción pero eso no quiere decir que no me guste este deporte me encanta pero sin adicción,sere raro supongo.Que maravilla sentir el flow,la eternidad y encima 10 kms,ahi es nada,ya estas listo paralo que te echen asi que sigue avanzando¡¡¡.Eres mas duro que duracell.

    ResponderEliminar
  6. Hola Gonzalo, soy el que te saludo en el club el pasado Sábado después de la carrera. Efectivamente el Domingo y el Lunes yo tambien parecía Robocop pero el Martes ya habia que salir por lo menos para oxigenarse y comprobar que todos los músculos estaban en su sitio. Tambien me hice unos 10k aprox. aunque ántes pase por el gimnasio y me hice unas series de fuerza/potencia en las piernas y luego eche a correr. Me costo lo suyo pero se termino con gusto y eso es buena señal de cara a la UTGC 28K. SALUDOS y a seguir corriendo que son dos días.

    ResponderEliminar
  7. Claro que sí, somos yonki-runners. Yo ya sé lo que siente un león enjaulado... y sin perspectiva de salir fuera. Ese tema de NIN me paraliza.

    ResponderEliminar
  8. Que tendrán las carreras de montaña que nos dejan tan tocados. Y lo de querer salir si o si creo que nos pasa a todos, y si te haces 10km a 5 raspados pues está de lujo.

    ResponderEliminar
  9. Que buena entrada, sobre todo por que creo que más de uno hemos pasado y nos sentimos identificados con lo mismo que describes.
    Esas agujetas me recuerdan a mi primera de montaña, aunque yo no tuve arrestos para salir hasta pasados 4 dias.
    Lo de vicio y adicción... pues si, estamos enganchados, yonkis del running.

    ResponderEliminar
  10. Gonzalo eres un drogata, lo jodido es que no existen clínicas de desintoxicación para eso.

    ResponderEliminar
  11. Yo después de una carrera troto un ratillo al día siguiente, mano de santo para las agujetas.

    ResponderEliminar
  12. Desde luego que es vicio!!!,pero ten cuidado!, se que tu experiencia vale mucho más que mis palabras, pero ya sabes que siempre estamos al borde....Pues yo desde el Trail del domingo, no he podido salir,ahora el trabajo me condiciona y me veo negro para hacer nada, creo que mañana ya podré salir y no a recuperación..directamente entreno,jeje.Saludos

    ResponderEliminar
  13. Todo vicio es malo... o eso dicen jejeje. Es curioso lo de correr, porque lo que cuentas me ha pasado de forma parecida: andar con dificultad y en cambio poder correr a 5 el mil durante 10 kilómetros...

    ResponderEliminar
  14. Lo normal, Gonzalo. Los dolores de cuadriceps y el mono de correr son malos compañeros, pero casi siempre gana el segundo. ¿Cómo llevas las escaleras? Ánimo compañero.

    ResponderEliminar
  15. Me recuerdas un capitulo de la serie "como conocí a vuestra madre", que corre la Maraton de NYC, y al dia siguiente tienen que ir los amigos a sacarle del vagon de metro, porque ha dado ya no se cuantas vueltas en el mismo, y no puede ni moverse, ni salir el solo.
    Cuanto hace que tenias agujetas??? Porque no recuerdo haberlo leído en tu blog.

    ResponderEliminar
  16. El manual dice que lo ideal es trotar un poco al día siguiente, descansar un par de días y volver a soltar piernas el resto de semana, pero ... el ansia está instalada en nosotros.

    ResponderEliminar
  17. Lo que abria sido raro es que no te hubiera dolido nada... despues de una prueba rompepiernas, yo tengo amigos que siempre hacen montaña y despues de una carrera, casi siempre aparecen agujetas en algun sitio.

    ResponderEliminar
  18. Vicioso. Espero que ya estés mejor y sobre todo que no descuides el trabajo específico de fuerza para que las carreras de montaña no te dejen estas molestias.

    ResponderEliminar
  19. si es mono, adicción o dependencia, para qué andar con paños calientes, se reconoce y punto...

    ResponderEliminar
  20. Últimamente me duelen muchas cosas pero correr no es una de ellas.

    ResponderEliminar
  21. Toda la razón del mundo. Y despues de dos dias sin salir a correr lo insoportables que nos volvemos.

    ResponderEliminar
  22. Lo que estas es que te sales!!!!! Y para las agujetas come uva te duraran menos y saldras antes...jajaja
    lo tuyo es correr y no puedes evitarlo... pero ten cuidado y no fuerces la makina
    saludos

    ResponderEliminar
  23. Gonzalo, acabas de describir literalmente mis 2 últimos martes, aunque yo voy más despacio ;)

    Fdo. Otro adicto más

    ResponderEliminar
  24. Pues a mí mis rodillas me suplican que después de una tirada larga y dura o una carrera descanse al menos un día... Si no dos... Suplo mi adicción con capítulos de series americanas en el Apple TV... :)

    ResponderEliminar
  25. Agujetas después de carrera de montaña, ese gran clásico del runner asfaltero.

    Yo ya no cambio nada la siguiente semana, que duele me jod..., haber entrenado más :)

    ResponderEliminar