¿Quieres perder la forma en tres días? Pregúntame cómo

"That´s me in the corner, that´s me in the spotlight, losing my religion"

Como seres obsesivos que somos, a los corredores nos obsesiona perder la forma. Los hay a los que incluso les obsesiona tener siempre un pico de forma, estar siempre en la cima. En cuanto estamos un par de días sin entrenar nos invade un sentimiento de culpa y creemos que hemos perdido todo el entrenamiento de las últimas semanas. Cuando tenemos algo que nos va a impedir correr tres o cuatro días, acumulamos entrenos seguidos los días previos como si eso sirviera para algo, como si dormir tres días seguidos compensara el sueño que vas a perder en un fin de semana de fiesta. Vale, yo soy así.

Hay muchas opiniones entre los que saben de esto, pero el consenso mayoritario parece indicar que uno empieza a perder la forma adquirida tras 10 o 15 días sin hacer nada o muy poco. Falso, totalmente falso, puedes perder la forma en sólo tres días, te lo digo yo. El error de estos estudios es que sólo tienen en cuenta la cantidad (cuantos días estás sin hacer nada), y no incluyen la calidad en el análisis (qué haces en esos 10 o 15 días además de no correr).

He querido probar en mis propias carnes si es posible perder la forma en tres días. Es época de experimentar cosas al estilo Timothy Ferriss ("El cuerpo perfecto en cuatro horas"), pero al revés. Si como dice Ferriss se puede adquirir un cuerpo perfecto entrenando cuatro horas a la semana, supongo que también se puede perder la forma en tres días jodiendo todo lo que has hecho en los meses de entreno anteriores.

Este ha sido el desarrollo del experimento:

Como sabía que iba a estar el fin de semana fuera de casa, acumulé entrenos los días previos de forma obsesiva e "inteligente". Al menos así podía cerrar la semana con los deberes hechos, aunque romper la secuencia entreno + descanso + entreno no sirva para casi nada. Así hice el lunes una buena sesión de fartlek, gimnasio el martes y un tempo run el miércoles. El Jueves debía haber salido pero fue imposible, demasiado cansado. Así que el Jueves se convirtió en el primer día con cero entrenamiento de la semana.

El Viernes, sábado y domingo lo pasé en un hotel de la zona turística de la isla en régimen de Todo Incluido. El Todo Incluido es mano de santo en lo que a joder la forma física se refiere. Comida y bebida a casi cualquier hora, donde por compesar el supuesto aumento del consumo reducen calidad de los alimentos. Acabas comiendo basura aunque no quieras. Y eso que intenté controlarme, de hecho no probé una gota de alcohol en tres días lo cual en un Todo Incluido ya es controlarse mucho. 

Pero aunque te intentes controlar, ir a un T.I. es como quedarse atrapado durante un fin de semana en la cocina de un McDonalds. Al principio piensas "mola, al menos no moriré de hambre", pero luego te das cuenta de que lo que comes es basura. Existe correlación directa entre lo chungo que sea el Todo Incluido y la pérdida del estado de forma. Este al que yo fuí era chungo, ideal para el experimento. No lo elegí a propósito, pero salió así. Dabas una vuelta al buffet con la idea de servirte algo sano y no encontrabas nada además de la lechuga y el tomate. Tenías que dar dos o tres vueltas más porque en la primera vuelta no sabías qué servirte que no te hiciera daño. Al final te das por vencido y acabas comiendo cualquier porquería.

Después de esta bacanal del fin de semana salí a correr el domingo por la noche. Trece kilómetros con un gran remordimiento de conciencia y deseando que ningún otro corredor anónimo me lo echara en cara. El ritmo absolutamente cochinero. Nunca existió mejor forma de definir un rodaje cochinero que el mío de ayer por la noche. Y no tanto por la cantidad (el ritmo) sino por la calidad (el sentimiento de verraco obeso del que corría). 

Se acabaron los experimentos por una temporada. Ahora ya sabes, si lo que deseas sobre todas las cosas es perder la forma, nada como pasar unos días en un Todo Incluido chungo, te lo digo yo. 

Share this:

CONVERSATION

33 Comentarios:

  1. Tampoco es para tanto hombre. De todas formas en el último todo incluido al que fui había un gimnasio ideal para quemar todo ese sentimiento de culpa. El problema es que después del atracón lo único que apetecía era estar tumbado en la piscina.

    ResponderEliminar
  2. Gonzalo, fuera ese sentimiento de culpa que también apetece salirse de la rutina aunque sean sólo esos tres días. Ya habrá año para machacar, recuperar e incluso mejorar la forma que crees perdida, que para mi gusto no se habrá perdido tanto ;-)

    Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Vengaaaa vaaaa que te perdonamos... Que tampoco hace falta fustigarse así para reconocer que te has puesto verraco esos días... :)

    ResponderEliminar
  4. También te lo digo yo... es cierto y suscribo tu entrada... no sé el tiempo ya que no lo he tomado pero perderse se pierde enseguida y más que nada no por aquello de entrenar sino como tú bien apuntas por lo de 'incluir' elementos ajenos para el motor funcione bien... Apartado IMPORTANTÍSIMO es la alimentación... al menos para mis carnes.

    Saludos Sosaku

    P.D. aunque a decir verdad no eres el más indicado para quejarte aunque tengas el derecho de hacerlo. Keep on rockin' y fuerza!

    ResponderEliminar
  5. jajaja para el finde q viene te apuntas a un ultra y compensas ;) Venga máquina q con lo constante que eres si durante 3 días arrasas con un buffet no pasa absolutamente nada

    ResponderEliminar
  6. A mi el sentimiento de culpa ya me llega con el bocata y la bollería industrial que te regalan en algunas carreras justo después de cruzar la meta, así que imaginate cuando acabo en un buffet libre de los guarretes...

    ResponderEliminar
  7. Sentimiento de culpa. A mi esos tres días me dan igual. Vamos, es más. Paso con la bandeja y lo que dejo de lado es la lechuga y el tomate. Claro, que yo lo hago siempre y asi me va. 92 kilillos de nada.

    ResponderEliminar
  8. No mola nada perder la forma... los lobOs siempre están en forma, pero me va tocar tarde o temprano...

    ResponderEliminar
  9. Pues a mí un T.I. de vez en cuando me viene de perlas. Eso sí, no más de 3 días, si no reviento. Me harto de comer, bebo cerveza, vino y lo que haga falta como un cerdo, y cuando vuelvo estoy a tope de remordimiento y de ganas de correr y sufrir , además de con grasa que perder.¡ Un T.I. puede hacerte recobrar la ilusión y motivación por correr!

    ResponderEliminar
  10. Pues solo puedo decirte que estoy contigo. Cuando comes y bebes de mas, el cuerpo va pesado y quejándose y las buenas sensaciones no aparecen ni por asomo. Por algo será.

    ResponderEliminar
  11. El sábado estuve yo de boda, no te digo na.... lo que se puede llegar a comer... y lo que es peor, comer sin ganas!!!

    yo con la pensión completa ya me vale, el T.I. malo, malo, malo...

    ResponderEliminar
  12. Jajaja, a mí me dejas un día en casa con varias pelis de videoclub, pipas y coca-cola y hago estragos!

    ResponderEliminar
  13. Nada peor que intentar correr con tanta comida en el cuerpo, es horrible.

    En vacaciones últimamente procuramos coger apartamento, así puedes controlar los desayunos y alguna comida.

    Pero pronto estarás en forma, porque ahora recurrirás al Sr. Tabata para recuperarla

    ResponderEliminar
  14. Gonzalo estoy contigo, me pegue 5 días en el sur comiendo por comer y sin hacer absolutamente nada, y como me costó arrancar la semana y con sentimiento de culpa que hasta algún kilito de más cojí, con el pensamiento de ¡bueno voy a jartarme a comer estos 5 días que esto lo bajo yo enseguida¡ jajajaja, debería de haber llevado las playeras y ropa de faena y no me hubiese arrepentido tanto pero a lo hecho pecho, Saludoooos

    ResponderEliminar
  15. GONZALO para perder la forma primero ahi que tenerla y yo hace tiempo que no la pillo :-)... lo que si que es cierto es que un todo incluido tiene uno que aprovecharlo aunque se pierda el "puntito" de forma... no todo va ser correr.

    ResponderEliminar
  16. El próximo año las semanas previas "leña" a tope para llegar con ganas al todo incluido.
    Yo hace tiempo que en vacaciones me llevo la ropa de deporte, con lo que me gusta comer perdería la forma en 48 horas...

    ResponderEliminar
  17. Es lo que toca Gonzalo!! no se puede estar todo el año saliendo 5 días a la semana y haciendo 70 kms!!...de vez en cuando hay que desconectar aunque te cueste un atracón de comida basura...Eso sí aunque sea lo que toque el sentimiento de culpa por hacer el ganso no te lo quita nadie

    Yo me fuí el Sábado de Bodorrio y me acosté el Domingo a las 10 de la mañana muy perjudicado... Todo el Domingo estuve en estado vegetativo (Resacón brutal) y mientras deambulaba de la cama al baño lo único que pensaba es que me tendría que saltar el entreno dominguero

    ResponderEliminar
  18. Algún día escribiré sobre la nefasta combinación de juventud, viaje de novios y 10 días de todo incluído. A tragar a tragar, que el mundo se va a acabar.

    Pero no me creo que hayas perdido ni pizca de forma, a otro con esos cuentos...

    ResponderEliminar
  19. Ojalá tuviera yo como ritmo de rodaje tu trote cochinero... Jajaja
    Pero me has recordado a mi marido cuando salimos fuera , intentando encontrar en el buffet algo sano que comer y a veces no hay manera...
    Pero teniendo en cuenta tu temporada te lo perdonamos...jajaja

    ResponderEliminar
  20. A si somos, yo he cogido 3 kilos después de Aborto-Mapoma y el otro día me pillo mi mujer mirándome la tripa al espejo...

    ResponderEliminar
  21. Gonzalo, tu recuperas la forma en menos de esos 3 días, jaja, pero tal como dicen todos, los excesos son malos y cuando uno come de mas va pesado y la cosa no sale.
    Yo cuento una experiencia personal en una vacaciones, similares y en un hotel 4 estrellas de Brasil (hace unos cuantos años ya) AUMENTE 10 kilos en 10 días, no creo que se pueda ser mas "prolijo" que eso, jaja que manera de comer, ni pensar en controlar nada,ni caminar podía, rodaba como una pelota por las calles (y encima en esos tiempo no corría, solo iba al gimnasio) bueno.. a cuidarse de excesos que cuesta volver, jaja
    Abrazo Amigo

    ResponderEliminar
  22. Es todo mental Gonzalo, , aun asi, es de vez en cuando al cuerpo hay que hacerle ver que hay otras clases de alimentos ademas de los sanos. Mi mujer me hizo el domingo una tarta de Calabaza ( a ella no la gusta)para mi solo , me dura dos dias, ahora bien me la hace dos veces al agno.

    ResponderEliminar
  23. Yo los odio Gonzalo , de hecho lo tenemos por norma , hoteles a media pensión y a comer fuera a la carta. Hoteles de la Gulaaaaaaa!!!

    ResponderEliminar
  24. Muy bueno Gonzalo, esos TI + horas tirado a la bartola en la piscina, son muy peligrosos, jejeje. Aunque te lo puedes tomar como vacaciones de fin de temporada. El cuerpo también necesita relajarse, para volver con mas fuerzas ;)

    ResponderEliminar
  25. Ui, ui, ui...
    Esto del T.I. debe ser como esos restaurantes tipo WOK (chinos camuflados detrás de un cartel de restaurante japonés) en los que la gente va comiendo sin mesura mezclando cosas de lo más variopinto.

    Madre del amor hermoso... Sousaku, qué mal te veo.
    ;-)

    ResponderEliminar
  26. Eso de perder la forma a base de excesos lo inventé yo, a mi me vais a dar lecciones de todo incluido, en eso soy un puto crack, creo que es lo único que se me da verdaderamente bien

    ResponderEliminar
  27. Yo intento cuidarme siempre,en las vacaciones, las deportivas por delante, es cuando más entreno,todos los días antes de desayunar, y luego....fiestón de comida,me encantan los buffet,son mi perdición en el desayuno.Camuflamos con el entreno la "gula", jeje.Un abrazo

    ResponderEliminar
  28. No será para tanto Gonzalo. Una de las cosas que más disfruto en las vacaciones es asaltar el buffet de desayunos de un hotel tras un entreno temprano y un baño solitario en la playa.

    ResponderEliminar
  29. Jajaja, ya estoy soñando con el tío que pone los Gin Tonics en el hotel, y no serán 3 días, serán algunos más... :) Pero bueno, si se combina con entrenamiento, se puede incluso volver más fuerte... ;)

    ResponderEliminar
  30. Toda la razón del mundo, e incluso yo te diría que se puede perder hasta en un día. Una barbacoa-bacanal de esas de "¿no vamos a dejar aquí esta panceta?", "quien quiere morcilla, que ya es la última"...y estas perdido. Yo no volví a ser la misma hasta pasado un año de duros entrenamientos.
    Si es que no podemos quitarle el ojo de encima al running ni unas horas.

    ResponderEliminar
  31. Gonzalo el modo llorona no te pega :) eso mejor se lo dejas a gente experta como yo XD. Para un fin de semana que te pegas a la bartola vas y la fastidias el domingo con 13km de ritmos cochineros (que traducido será a 4'45/km) , ¡vamos hombre!, mejor esperar al lunes y empiezas la semana con dignidad :)

    ResponderEliminar
  32. totalmente de acuerdo con el todo incluido,lo he vivido en mis carnes y he llegado hinchado a casa.mucha porquería que te meten y al menos en tu caso no te has excedido con las birras y las copas como era mi caso.no hay mejor método para destruir la forma del mas en forma,jeje.un ultrasaludo

    ResponderEliminar
  33. Yo se como perder la forma en tres dias. Con frecuencia el viernes no soy el mismo del del lunes tras un bizcocho entero de un kilo y pico, 800 gramos de colacao y 3 litros de leche,esa tambien es una buena forma de perder la forma, si me lo propongo puedo tener en una semana una variacion de 3 kilos haciendo las cosas bien o mal,por suerte no me lo propongo pero a veces ha salido asi y no es lo mismo mi cuerpo el viernes tras 5 dias de hacer las cosas bien que el del lunes tras dos o tres de hacerlas mal,me siento miserable como bien lo has descrito,a ver si sumo mas dias buenos que no acabo de conseguirlo y tiro para adelante que no acabo de verlo claro,pero bueno...
    UN abrazo.

    ResponderEliminar