Diversión, diferenciación y sociabilidad en las carreras


Hay quien piensa que la burbuja runner en la que vivimos se desinflará pronto. Yo no estoy demasiado de acuerdo con esa afirmación. Es evidente que no podrá seguir creciendo al ritmo que lo hace, pero pienso que la burbuja se irá adaptando y transformando. El mundo de las carreras dentro de unos años no será el mismo, eso lo tengo claro.

Además del boom de las inscripciones, donde las carreras venden dorsales en tiempo récord, hay dos aspectos que a mí me llaman mucho la atención. Por un lado la incorporación de la mujer al Running, y por otro la proliferación de "cuqui-carreras", o lo que los americanos llaman non-traditional running events.

Hasta no hace demasiado, cuando iba a correr a mi parque habitual era muy difícil encontrarte alguna chica. Dos o tres era lo que podías ver cualquier noche entre semana corriendo. Hoy eso ha cambiado completamente y la hora a la que suelo ir definitivamente hay más mujeres que hombres corriendo. Esto es una tendencia que continuará. Correr es fácil y ha dejado de ser un deporte solitario, hoy los runners son totalmente sociales y reinan entre los clubes deportivos y redes sociales. Siempre Estados Unidos ha ido a la vanguardia en las tendencias de Running, tendencias que antes tardaban una década en llegar a España y ahora las tenemos aquí en poco tiempo. Ahora mismo en Estados Unidos, en cualquier distancia incluida Maratón, ya hay más mujeres inscritas que hombres de media. Eso también llegará aquí. En USA el Running también fue un deporte dominado por hombres en cuanto a participación, como lo es ahora en España. No creo que pasen más de 6-7 años hasta que comencemos a ver una paridad real en los sexos de los inscritos a carreras en España. 

El otro punto que llama poderosamente la atención es la proliferación de lo que los más tradicionales llamamos cuqui-carreras, eventos lúdicos sin ánimo competitivo que en muchos casos parecen más gymkanas que carreras tradicionales. La foto de abajo está extraida hoy de la web active.com una de las páginas de inscripciones de carreras más importantes a nivel mundial. Un 25% de los eventos de Running ofrecidos son cuqui-carreras, carreras de barro, de colores, Spartan races, etc. Una de cada cuatro carreras que se organizan es algún tipo de evento lúdico-festivo de este tipo. Debemos admitir que esto irá a más en España. Es imparable.




En 2009 en Estados Unidos el número de inscritos a cuqui-carreras estaba en el rango bajo de los 6 dígitos (200.000-300.000). En cinco años han pasado a superar los 4 millones! Eso son 200 maratones de Barcelona de cuqui-runners en un año! Hay miles de personas que quieren permanecer activas y tener buena salud, sin que eso signifique tener espíritu competitivo, lo mismo ocurre en España. Ahí está el futuro de nuestro deporte y el organizador público o privado que no sepa verlo se quedará atrás. 

Seguimos viendo carreras organizadas desde la única perpectiva del atleta federado de toda la vida, donde el 90% que corre no acaba con una sensación de experiencia única. Nos seguimos centrando en los aspectos técnicos de la carrera y si estos funcionan decimos que lo hemos hecho todo bien, que crecemos y bla, bla, bla. Pero olvidamos que nuestro cliente-runner ha cambiado y hoy hay un altísimo porcentaje de corredores que sólo quieren vivir una experiencia divertida. Es normal que las cuqui-carreras continúen creciendo.

El otro día leí que el 60% de los "corredores" de las Color Run en Estados Unidos nunca ha corrido un 5K antes. Esto está cambiando, organizadores. No nos quedemos a defender paradigmas pasados porque están obsoletos.

En una encuesta realizada por Active.com, lo que buscan los corredores de cuqui-carreras es lo siguiente: "Diversión, estar con amigos y sentir algo único". Si tu carrera no es capaz de dar esto está destinada a morir, piénsalo. Se pueden organizar eventos mixtos en el que el que quiera correr de forma competitiva pueda hacerlo con todas las garantías, pero sin olvidar a la gran masa que quiere "diversión, estar con amigos y sentir algo único". 

Cuando leo declaraciones y hablo con gente cercana a la maratón de Gran Canaria por poner un ejemplo local cercano de carrera encasillada en los paradigmas tradicionales, piensan que lo que han hecho mal es simplemente un par de detalles técnicos como el problema del cronometraje o la situación de las sillas de ruedas. Pero eso son detalles menores que deben simplemente darse por hechos, no constituyen el corazón de una carrera. Lo que da alma a una carrera no es eso, es la capacidad de dar "diversión y compartir con los amigos algo único". Y no hablo de convertir la carrera en una payasada, sino en combinar ambos mundos, el del corredor competitivo y el del corredor lúdico-recreacional. Si no eres capaz de dar estas cosas en el siglo XXI, tu carrera es vulgar y antigua, así de sencillo. La Generación Z de corredores busca otras experiencias que sí encuentran en otro tipo de eventos. De ahí el desvío de muchos corredores noveles hacia el trail, lugar donde sí se encuentran más fácilmente estas tresexperiencias.

Algunas de estas cuqui-carreras en Estados Unidos reúnen en un fin de semana a más de 25.000 personas. Podemos tomarlo a risa, pero ganan terreno. Para una chica de 20 años que comienza a correr tendrá más atractivo una carrera divertida, donde pueda acudir con sus amigos, conocer gente y donde vuelva a casa sintiendo que ha vivido algo único, que correr una Media Maratón en un recinto portuario vacío o por un polígono industrial. Esto es así.

¿Y el futuro? Los organizadores más avispados continuarán ofreciendo variedad de alternativas dentro de este tipo de eventos no tradicionales. La generación del whatsapp lo demanda. De nuevo, quién no lo vea y se siga apoyando en los valores tradicionales de las carreras atléticas de toda la vida irá perdiendo inscritos. Hoy para triunfar debes convertir tu evento en algo divertido, sociable y único. Muchas carreras lo han conseguido, otras no.

Share this:

CONVERSATION

17 Comentarios:

  1. Y por qué no, además? la mayoría de los corredores tardan (tardamos) dos horas en hacer una media. de hecho, si con alguien te picas, es contigo mismo. Si hay gente que disfruta sin tener ni siquiera que mirar el crono...La verdad, mejor para el. Hay espacio para todos, creo, siempre y cuando cada uno tenga claro cual es su sitio. (Si te vas a dedicar a disfrutar, no te pongas delante con los galgos..os vais a estorbar mutuamente).

    ResponderEliminar
  2. Hay muchos deportes que se desarrollan corriendo, como por ejemplo el fútbol, el baloncesto, tenis, balonmano, etc. Esto no se si es deporte siquiera. En mi opinión es un no rotundo, qué cojones. Con la edad y las cosas que me van sucediendo en la vida creo que me hacen estar muy lejos de gilipolleces de este calibre. Mi mujer dice que me pongo en "plan viejuno", puede ser. Pero estas cosas me ponen de una leche de narices. Pienso que la sociedad actual (así en general) tiene una tendencia maliciosa a la vanalización del esfuerzo, el compromiso y el trabajo. Si algo es duro y seco no gusta, tiene que tener colorín y ser facilito para que sea algo "atractivo". Pienso que los lideres de opinión que mueven a la sociedad en este camino son unos happyguays que en su vida todo es de cara, les va superbien en todo, hasta el punto en que dejan de ver la realidad de la sociedad en que se está viviendo, es como un decir "si a mi todo me va bien y por lo tanto a todos los demás también y todo lo que me rodea tiene que ser superfeliz" y el drama es que al final no son capaces de ver el sufrimiento ajeno.
    Este tipo de carreras son una mariconada. Pervierten el epíritu deportivo en su esencia. Tratan de desnaturalizar el respeto al esfuerzo, al trabajo serio y responsable diario del deportista.
    Si a algo importante le quitas su esencia lo ridiculizas, lo desprecias y lo ninguneas.
    Ahora me pongo las gafapasta - Esto me recuerda al dulce e inocente Pinocho de Disney cuando Collodi en su Pinoccio cuando nos hablaba de un niño cínico y cabrón que jodía a su padre por el simple placer de joderlo, era un adolescente mierdero que llevaba a su padre por el camino de la amargura sin que el pobre hombre jamás le hubiera dado motivos para ello, es una historia culmen del cinismo, porque era un bicho pudiendo no serlo.
    No sigo más que me pierdo.

    ResponderEliminar
  3. El Fary no correría ahí jamás.

    ResponderEliminar
  4. The Fary, por si hay ingleses leyendo los comentarios.

    ResponderEliminar
  5. Dudo que llegue a participar en alguna carrera cuqui de estas, pero me parece bien que existan, además, ahora por ahora, tienen público asegurado.

    ResponderEliminar
  6. Entreno solo
    Corro las carreras sin música
    No corro carreras de obstáculos porque creo que, además de carísimas, no son una carrera sino una gymcana
    No me molaría que me echaran pintura por encima en una carrera.
    Corro en un parque donde hay muchas chicas que corren, el 70-80% a ritmos por encima de 6.30/km
    Corro en un parque en el que corre mucha mucha mucha más gente que hace 4 años.
    Corre en un parque donde sólo unos pocos te miran normal si vas haciendo series a todo lo que te dan las patas
    Corro muchas carreras, en la mayoría la presencia de chicas no supera el 25%
    Sólo llevo casi 5 años corriendo, pero tengo una sensación de burbuja total.
    No tengo ni idea en qué derivará todo esto....

    Pero espero seguir corriendo, a mi modo, en el futuro.

    ResponderEliminar
  7. A mí tampoco me encontrarás en un sarao de esos.

    ResponderEliminar
  8. Ya dije en su día que estas carreras no me llaman la atención porque no se toman en serio el deporte. Que me parece perfecto que alguien se quiera divertir de esa manera, pero no es para mí.

    Ya que han nombrado el fútbol, una anécdota: De pibillo cuando iba a jugar con amigos, de vez en cuando aparecía alguno que se ponía a hacer el chorra. Te pegabas una carrera para darle un apoyo, hacía el pinga, perdía la pelota y encima no baja el tío. O el que se pone a hacer el tonto en medio partido. No hablo de tener más o menos habilidad, que el más paquete soy yo. Me refiero a eso de tomárselo como un chiste. Cuando lo recriminaba, alguno me llegó a espetar que no éramos profesionales y que estábamos pasando el rato. A lo que yo respondía que sí, que precisamente por eso cuando veía que no podía llegar a la pelota y mi equipo se iba a quedar en inferioridad atrás, lo dejaba pasar. Si estuviésemos compitiendo le metería una patada, un agarrón o le pondría el hombro a la altura del mentón, a ver si me ahorraba una tarjeta. Pues esto lo mismo, creo que el deporte hay que tomárselo como algo lúdico, pero con la seriedad que merece. Dicho esto, el que se quiera dedicar a esas carreras, que las disfrute.

    Llama la atención lo de LPA night Run, que siendo una carrera normal donde no te tiran cosas por encima, ni te llenan de barro o te persigue un zombi, se percibe como eso que comentas de las cuqui carreras.

    ResponderEliminar
  9. Como bien siempre dices Gonzalo, running y atletismo son cosas muy diferentes, en el running podemos hacer la división que propones entre eventos puramente de correr y otros que incorporan estos fines lúdicos. No entiendo que se critiquen tanto, correr es sano ya sea a 3:00 min/km que por encima de los 7:00 min/km, si de esta manera se puede atraer a gente al deporte pues bienvenido sea, en la variedad está la riqueza y mejor que los jóvenes se sientan atraídos por este tipo de eventos que pueden incluso servir de puente entre el sedentarismo y el running popular, ¿por qué no un grupo de amigos puede hacer una carrera de disfraces y luego proponerse apuntarse a un 5k? Es más, vería normal que después de disfrutar de un evento de estas características cualquier participante se plantee apuntarse a una carrera más "seria".

    A mi personalmente me encantaría probar todas estas cuquicarreras, al final no dejan de ser experiencias, el día que no me apetezca matarme a correr pues me divertiré con amigos en una color run o me picaré con ellos en una spartan race. Superarse constantemente en pruebas como 5k, 10k, MM o Maratón está genial pero esas carreras en polígonos industriales no son nada atractivas, para sufrir podemos ir a correr solos a cualquier parque, en un evento el runner actual (como yo) ya no le basta que le marquen el recorrido, le den el tiempo y se acabó, se necesita algo más, ese factor diferenciador del que hablas.

    En conclusión, que estoy absolutamente de acuerdo con tu opinión y defiendo la idea de que todo puede coexistir en completa armonía y cada uno es libre de apuntarse a lo que desee sin tener que criticar la otra opción, ambas me parecen válidas.

    ResponderEliminar
  10. Aunque dudo mucho que yo personalmente participe en alguna carrera no tradicional, creo que la esencia de tu artículo ha dado en el clavo. Muchas gracias por todas esas ideas. Un saludo, Gonzalo.

    ResponderEliminar
  11. Ni se me pasa por la cabeza , hay de todo en la viña del Señor , un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
  12. Gran entrada Gonzalo, desde mi punto de vista el "run for fun" y el runnign saludable está en boga porque pueden practicarlo desde adolescentes semi sedentarios que por un día se calzan las zapas hasta sexagenarios que buscan algo diferente que hacer un fin de semana y se llevan a la pareja, el vecino, el cuñado y, por qué no, el perro (hubo un boom de canicross hace unos años, pero ahora, al menos por aquí, está más a la baja...).

    No obstante, los corredores "de siempre", al menos en España, seguimos siendo mayoría; aun no conozco Holi Runs en el sur, aunque precisamente un amigo mío está organizando una ahora, tenemos la primera Zombie Run en pocos meses y no tenemos Spartan Race, pero las Ethernal Running se abren camino a pasos de gigantes... pero comparados con las millas, leguas, carreras populares y medias (9 solo en la provincia de Málaga), son aún minoría absoluta.

    Y menos mal... matizo, no menos mal porque haya variedad de pruebas y se pueda elegir, sino porque una carrera zombi de poco más de 5 km puede llegar a costar la friolera de 15 euros, más que algunas medias maratones "hechas y derechas"... y las Ethernal Running se plantan algunas en precio de maratón (del de antes, ahora son un pasote)... de todas formas, nada que supere en precio a los Xthlones, muy de moda por el sur con eso de combinar playa y paseo, hasta 30 euros por un aquatlon sprint (2,5 km carrera, 500 metros nado, 2,5 carrera) ¡casi nada!

    Pero bueno, que haya variedad y nuevas carreras, las mejores sobrevivirán y las peores quedarán relegadas al olvido, es ley de vida.

    ¡Un abrazo Sosaku!

    ResponderEliminar
  13. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  14. Las “cuqui-carreras” están bien para los peques. Mi chiquitina de 9 años lleva participando en este tipo de carreras desde que tiene 6. Este año me ha pedido que le apunte a una media maratón pero me parece demasiado pronto ( sobre todo porque en el cole solo corren 10-12 km / semana). Así que seguiremos participando en el "Color Run 5k" , "St Patrick's Day Run 5k" … hasta que sea mayorcita. Yo sola y por mi cuenta NO me apuntaría a un Color Run, si bien soy forofa de las carreras de Disney en las que me “divierto” con mis amigas corriendo 78 km ( Dopey Challenge) o los 31 km ( Star Wars Challenge) :-) http://conquering26-2.blogspot.com/2014/09/my-second-dumbo-double-dare.html

    ResponderEliminar
  15. Al final es lo de siempre, que cada uno haga lo que quiere. Me parece perfecto que alguien quiera correr disfrazado de zombie y perseguir a otros disfrazados de lo que sea, y más si con eso logramos que más gente practique algo de deporte aunque sea dos o tres veces en semana. Veremos en que queda todo esto en un par de año cuando la fiebre baje un poco.

    ResponderEliminar
  16. Bonito debate, maestro. Yo me quedé en la diferencia entre footing, running y correr. De hecho, creo que ya me dá todo igual. Solo sé que quiero llegar a ser un "viejo corredor", sin importarme marcas. Solo quiero mantener la motivación para salir a trotar lo que se pueda, cuando se pueda. Alejar el sedentarismo. Un abrazo!

    ResponderEliminar
  17. Pues yo creo que esta ya cambiando. Aquí en Barcelona es una pasada las carreras que hay, pues ya no se llenan con la rapidez de antes. Sobre todo las de trail. Ya son varias las carreras que han suspendido por falta de gente. No se si es por la crisis, porque la gente ya se da cuenta que no todo vale o porque la gente prefiere salir a correr por montaña con su grupo de amigos y ser mas selectivo a la hora de elegír una carrera. Hoy se ha celebrado un ultra y no han llegado a los 100 participantes
    Las cuqui-carreras ya no lo se, pero aquí las de montaña están un poco a la baja.

    ResponderEliminar